PRD en ALDF pide evaluar programas contra abuso sexual

La diputada Rebeca Peralta afirmó que en los últimos 3 años se han incrementado los delitos sexuales en la Ciudad de México.
Rebeca Peralta, vicepresidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal.
Rebeca Peralta, vicepresidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal. (@peraltarbk)

Ciudad de México

La diputada local del PRD, Rebeca Peralta, solicitó a la Procuraduría General de Justicia y a la Secretaría de Seguridad Pública capitalinas evaluar los programas para combatir el abuso sexual, tomando en cuenta que la educación es la herramienta para inculcar el respeto entre hombres y mujeres.

Aseguró que en los últimos tres años se han incrementado los delitos sexuales en la Ciudad de México al contabilizarse un total de 7 mil 413, lo que significa que diariamente un promedio de casi siete personas, en su gran mayoría mujeres, sufren de abuso y acoso sexual, violación y estupro.

La vicepresidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) indicó que de acuerdo con la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), en 2014 se registraron 2 mil 375 delitos sexuales; en 2015, los casos fueron 2 mil 398; y en 2016, se presentaron 2 mil 640 denuncias ante el Ministerio Público.

En el primer trimestre de 2017 la tendencia continúa a la alza pues en enero se tuvieron un total de 140 casos; en febrero, 148; y en marzo, se presentaron 181 denuncias de abuso y maltrato hacia ese sector de la población, precisó.

Ante esta situación, la legisladora por el distrito 24 de Iztapalapa exhortó al titular de la PGJDF, Rodolfo Ríos Garza, y al secretario de Seguridad Pública (SSP), Hiram Almeida Estrada, evaluar los programas destinados a combatir el abuso sexual contra el sexo femenino, tomando en cuenta que la educación será la principal herramienta para inculcar el respeto entre hombres y mujeres.

"Necesitamos poner en marcha una estrategia integral en las instituciones públicas y privadas, en los centros de trabajo, en el transporte público, en las instituciones de enseñanza escolar y en el seno familiar a fin de proteger a las mujeres e inhibir estos ilícitos en la capital del país", dijo.

La legisladora aseguró que "es indignante que en la ciudad continúe el abuso en contra de las mujeres, que diariamente se registren casos de acoso y violaciones, que la víctimas no denuncien a sus agresores y que los hombres sigan viendo al sexo femenino como un objeto para satisfacer sus apetitos sexuales".

Destacó la urgencia de impulsar la cultura de la denuncia; "que las mujeres vayan ante el Ministerio Público a denunciar a todas aquellas personas que cometen abuso y acoso sexual, que violan a sus semejantes, que atentan contra la dignidad de las personas, contra su físico, su libertad sexual y que dejan secuelas psicológicas en sus víctimas".

Insistió en que es necesario impulsar mayor educación sexual en las escuelas y principalmente en el seno familiar, porque "muchas de las personas que comenten delitos sexuales, principalmente violaciones, son familiares cercanos a las víctimas, pero los padres no los denuncian por temor al escándalo público".

"Es preocupante ver que pese a las campañas para frenar el maltrato en contra de mujeres, los delitos sexuales contemplados en el Código Penal de la Ciudad de México no bajan, aunque sí, cada vez más, se presentan las denuncias correspondientes ante el Ministerio Público", mencionó.

Consideró que es necesario castigar con mayor severidad a quienes cometen delitos sexuales para que sus actos no queden impunes, es decir, incrementar las penas establecidas en el Código Penal capitalino, que actualmente impone prisión de seis a 17 años a quienes cometan el delito de violación; de uno a seis años de cárcel por el delito de abuso sexual; se castiga de uno a tres años de prisión el delito de acoso sexual, y de seis meses a cuatro años de prisión por el delito de estupro.