Violentan los "anarcos" la marcha del 2 de octubre

No hubo heridos de gravedad, solamente se atendieron personas con afectaciones en ojos y garganta provocadas por el gas lacrimógeno, el humo de las molotov y petardos.
Ayer hubo dos contingentes; uno salió del casco de Santo Tomás y el otro, el más nutrido, partió de la Plaza de las Tres Culturas, en Tlatelolco.
Ayer hubo dos contingentes; uno salió del casco de Santo Tomás y el otro, el más nutrido, partió de la Plaza de las Tres Culturas, en Tlatelolco. (Omar Franco)

México

Un grupo de anarcos se enfrentó contra policías antimotines del GDF y efectivos federales durante el mitin conmemorativo del 2 de octubre, con saldo dos detenidos.

Luego de la marcha, que se llevó a cabo de forma pacífica, los integrantes del Comité del 68 pidieron a las 18:10 horas guardar un minuto de silencio para honrar a los estudiantes que murieron aquel día, pero un grupo de al menos 70 embozados se colocaron frente a Palacio Nacional y comenzaron a lanzar petardos y envases de vidrio a la fachada.

Efectivos del Estado Mayor Presidencial (EMP) les pidieron detener los ataques, sin embargo, continuaron lanzando más objetos como palos, piedras y tubos.

Algunos antimotines que se encontraban en la calle de Corregidora se asomaron para llamar a la calma, pero solo enardecieron a los anarcos.

Varios jóvenes vestidos de negro intensificaron sus agresiones contra los elementos de seguridad y derribaron la valla metálica que los separaba.

Esto provocó que los antimotines lanzaran gas lacrimógeno para dispersar a la multitud de jóvenes. Al mismo tiempo, desde el templete central, los integrantes del Comité del 68 pedían a ambos grupos detener las hostilidades y pacificar la protesta.

Pero los jóvenes vestidos de negro, ahora con máscaras de gas y deteniendo los efectos de gas pimienta con refresco, continuaron las agresiones durante varios minutos más.

Los policías volvieron a lanzar más gas, pero en esta ocasión sí avanzaron para detener a los anarcos. Una mujer embozada fue detenida por un policía antimotines por el brazo y cuando uno de sus compañeros vio la acción atacó al elemento de seguridad, segundos más tarde fue encapsulada la mujer y llevaba a la calle de Corregidora.

Policías federales hicieron un cinturón humano alrededor de Palacio Nacional, abrieron las puertas principales y colocaron unas vallas de plástico para evitar que fueran incendiadas como ocurrió con la puerta Mariana el año pasado.

Fuerzas antimotines del Distrito Federal hicieron otro circuito de seguridad en la plancha del Zócalo capitalino, lo que volvió a provocar la ira de los anarcos, que esta vez lanzaron bombas molotov a las oficinas de la Asamblea Legislativa.

Los policías avanzaron y encapsularon a los agresores que únicamente podían salir por la calle 5 de Mayo, al estar en ella los elementos de seguridad volvieron a avanzar y detuvieron a varias personas más.

Incluso capturaron a un menor de 14 años que acababa de salir de comer con sus padres. Al darse cuanta que su hijo no estaba, el papá enfrentó verbalmente a los policías y exigió la entrega del menor, que minutos después fue llevado a servicios médicos donde solo le diagnosticaron golpes.

Los efectivos capitalinos llegaron hasta Eje Central Lázaro Cárdenas para tener el control total del primer cuadro del Distrito Federal, los embozados, al salir por la Alameda Central, tumbaron las vallas que resguardaban el Palacio de Bellas Artes para lanzarle petardos a la fachada. A las 7:30 de la noche policías de tránsito abrieron la circulación del Eje Central.

El contingente que partió de la Plaza de las Tres Culturas hacia el zócalo de la ciudad de México estaba integrado por representantes del Comité del 68, así como por seis padres de los 43 normalistas desaparecidos.

Durante el mitin, el vocero de los padres de familia de los 43 desaparecidos, Felipe de la Cruz, dijo que la diferencia entre el movimiento estudiantil del 68 y el caso Atyotzinapa es solo el año, al ratificar que debe existir un solo frente con todas las organizaciones civiles para defender sus distintas causa.

También participaron maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, del Sindicato de Trabajadores de la Universidad Nacional Autónoma de México y estudiantes de la máxima casa de estudios, del IPN y de la UAM que realizaron diversas pintas a su paso.

Afectaciones

Por los enfrentamientos con la policía, la procuraduría del DF confirmó la detención de dos personas que fueron presentadas ante el Ministerio Público en Cuauhtémoc como presuntos responsables del delito de ultrajes a la autoridad.

La Secretaría de Seguridad Pública capitalina refirió que además del enfrentamiento se registraron pintas en paredes y un parabús destruido.

La secretaria de Gobierno, Patricia Mercado, lamentó en entrevista con MILENIO Televisión que ocurrieran los disturbios justo cuando el contingente, que se calculó entre 18 y 20 mil personas y dos mil 600 granaderos, se concentró en el Zócalo.

El presidente de la Cámara de Comercio Servicios y Turismo (Canaco) del Distrito Federal, Humberto Lozano, estimó en 80 millones de pesos las pérdidas económicas por la marcha, luego de que los diversos establecimientos mercantiles cerraron para prevenir destrozos por el paso de los contingentes.

Por los disturbios, los establecimientos de telas y zapaterías de avenida Pino Suárez cerraron las cortinas con los compradores dentro para evitar que ingresaran los jóvenes o los petardos, después de 20 minutos volvieron a abrir, sin embargo, el humo de los gases lacrimógenos y los petardos causaron afectaciones en ojos y garganta.

Con información de Leticia Fernández, Luis Moreno, Pedro Domínguez, Marisol García y Mónica García


[Dé clic sobre la imagen para ampliar]