Vigente, campaña de industria refresquera sobre hábitos saludables

La Asociación Nacional de Productores de Refrescos y Aguas Carbonatadas lanzó en agosto la cruzada "Conócete, Actívate, Equilíbrate".

Ciudad de México

La Asociación Nacional de Productores de Refrescos y Aguas Carbonatadas (ANPRAC), lanzó en agosto la campaña "Conócete, Actívate, Equilíbrate" dirigida a jóvenes, padres de familia y maestros para sensibilizarlos sobre la importancia del equilibrio diario de una alimentación correcta y la actividad física para gozar de salud, y con ello disminuir y evitar el sobrepeso y la obesidad.

La campaña que se difunde a nivel masivo en radio, televisión y espectaculares, en estos tres meses, también ha realizado acciones directas de promoción con profesionales de la salud, estudiantes y publico en general en las ciudades de México, Monterrey y Mérida, para sensibilizar sobre el enorme valor que tiene la salud, su dependencia de nuestro comportamiento y la importancia de aprender a mejorarla continuamente.

Las acciones de orientación y motivación se llevan a cabo a través de promotores quienes a través de pláticas especialmente dirigidas a padres de familia y jóvenes distribuyen materiales informativos en centros de trabajo y espacios públicos.

Emilio Herrera Arce, Director General de la Asociación Nacional de Productores de Refrescos y Aguas Carbonatadas (ANPRAC) señaló que "esta iniciativa nace del compromiso permanente de responsabilidad compartida con la salud y bienestar de los mexicanos. La industria refresquera mexicana está convencida de que la educación es fundamental para que la población encuentre la motivación suficiente para revalorizar su salud, como el bien más importante para una vida plena."

Agregó que "la evidencia académica y científica disponible y ampliamente aceptada señala que el sobrepeso y obesidad es un problema multifactorial y complejo cuya causa inmediata es un desequilibrio energético, consecuencia de estilos de vida inadecuados; que requiere de una atención integral y la participación de todos –industria, gobierno y sociedad-, bajo un ambiente de colaboración, a fin de encontrar soluciones eficientes y sustentadas a este problema de salud pública".

El exceso de peso corporal (sobrepeso y obesidad) es en la actualidad uno de los retos más importantes de Salud Pública en México, dada su magnitud, la rapidez de su incremento y el efecto negativo que ejerce sobre la salud de los diferentes grupos de la población que lo padece, al provocar, además, enfermedades crónicas: cardiovasculares, hipertensión, estrés, diabetes, entre otras.

Disfrutar de una buena salud o padecer alguna enfermedad es consecuencia, principalmente, de los comportamientos diarios, aprendidos en la niñez y la adolescencia; esto es, el estilo de vida es el determinante que más influye en la salud y el más modificable mediante actividades de promoción de la salud o prevención primaria.

Según la visión de la ANPRAC, la manera más eficaz para hacerle frente a la obesidad es educando a la población; promoviendo cambios de hábitos hacia estilos de vida saludables, y no con impuestos. "Los impuestos no son el camino correcto para abordar un problema multifactorial y complejo, por lo que nosotros continuaremos siendo congruentes y comprometidos con nuestra visión de solución frente al problema de la obesidad", señaló Emilio Herrera.

Es entonces, de gran trascendencia la formación de personas más activas, que tengan una alimentación correcta desde edades tempranas, a través de la información y la motivación adecuadas para lograr un cambio personal hacia un estilo de vida saludable, esto es, hacia la adquisición de hábitos que favorezcan el bienestar general de los diferentes grupos.