“Tribunales locales buscarán respaldo de los congresos locales”

Avala la reelección de alcaldes y legisladores, pero se pronuncia en contra de desaparecer a 32 institutos electorales
Francisco Javier de Unanue.
Francisco Javier de Unanue. (Andrés Lobato)

Puebla

Los magistrados electorales estatales, integrados en la Asociación de Tribunales y Salas Electorales de la República Mexicana, buscarán el respaldo de las legislaturas de sus congresos locales en contra de la iniciativa que impulsa el PAN y PRD para crear el Tribunal Nacional de Elecciones.

A decir del presidente del Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP), Francisco Javier de Unanue y Bretón, de aprobarse la propuesta se perderían los matices de la justicia en la entidad, por el conocimiento que tiene la autoridad local sobre la región.

Durante una entrevista con Milenio Puebla, el magistrado presidente sostuvo que la creación de un Instituto y un Tribunal Nacional de Elecciones significaría un retroceso para la soberanía de los estados y abonaría a la desaparición de los partidos políticos estatales.

El magistrado presidente avaló la reelección de alcaldes y legisladores, la iniciativa popular, el voto electrónico y la segunda vuelta, pero se pronunció en contra de desaparecer a los organismos electorales de las 32 entidades federativas, lo cual sería un franco retroceso.

“Lo que hace esta propuesta es centralizar todo bajo un sólo mando y México no es un sólo mando, México es un conjunto de mandos, por eso somos 32 entidades federativas, porque tenemos cultura, mandos y mucha diversidad de etnias”, subrayó.

De Unanue y Bretón sostuvo que no se debe restringir la soberanía de los estados a la nacional, como apoya la iniciativa impulsada por perredistas y panistas, la cual abonará a la desaparición de los partidos políticos con registro estatal y desconocerá los actores políticos de los estados.

Los tribunales electorales de los estados atienden de manera directa las inconformidades de los actores, “si se crea un monstruo como el Instituto Nacional de Elecciones y se magnifica al Tribunal Electoral del. Poder Judicial de la Federación se perderá el sentido de humanidad y atención al justiciable”, remarcó.

Por ello sostuvo que las autoridades estatales conocen la problemática de las regiones como órganos de paz, que intervienen en conflictos electorales que en ocasiones alcanzan víctimas fatales. “Somos el primer contacto que explica, tiene interés y conoce la región”, añadió.

“La justicia tiene muchos matices y en esa función se va a perder en gran medida, esta reforma tiene claroscuros muy importantes, debe ser aprobada en una de sus partes (...) tiende más a abonar a los intereses de las cúpulas de los partidos políticos que al derecho electoral”, atizó.

Aseveró que los tribunales conformados en la asociación nacional buscarán sentarse con los legisladores federales para manifestar los pros y contras de la Reforma Política, pero advirtió que una reforma constitucional requiere que sea aprobada por la mayoría de las 32 entidades.

“Cada tribunal deberá acercase a su legislatura local para que sea aprobado o no en alguno de los puntos”, dijo Francisco Javier de Unanue, quien mencionó que más allá de perderse fuentes de empleo, existe una concepción errónea de la democracia al proponer la desaparición de los órganos locales.

Desde su punto de vista responde a intereses políticos y no democráticos. Rechazó que los gobiernos estatales tengan control sobre los organismos de justicia electoral pues de lo contrario, los tribunales federales tendrían que subrayarlo.