“Sensata”, la reforma energética: Obama

Asegura el Presidente mexicano que en el país se avanza en la aplicación de las enmiendas para que más emprendedores se vean beneficiados.

Panamá

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, calificó de “sensata” la reforma energética impulsada por su homólogo mexicano, Enrique Peña Nieto, y el “trabajo sobresaliente” en materia de cooperación.

Al respecto, Peña Nieto comentó que se avanza en la aplicación de las reformas para que más mexicanos se vean beneficiados a través de su capacidad emprendedora.

Además, Obama reconoció: “Admiro mucho lo que hizo Enrique (Peña Nieto) para avanzar en la reglamentación energética y hacer que el país reconociera que había barreras y era necesario continuar en la reglamentación”.

Durante el Foro Empresarial de las Américas, en el que participaron también los presidentes de Brasil, Dilma Rousseff, y de Panamá, Juan Carlos Varela, Obama destacó que las reformas estructurales de México son muestra de cómo se deben de vencer las resistencias para adecuarse a un mundo de mayor competitividad.

También destacó la coordinación entre México y Estados Unidos en materia de seguridad, pues señaló que los narcotraficantes no miden fronteras, “nosotros tampoco podemos hacerlo”.

“Tenemos aliados que han estado trabajando, Panamá es uno de nuestros mejores aliados y el presidente Peña Nieto ha hecho un trabajo sobresaliente para coordinar más eficazmente con nosotros”, indicó.

En tanto, el presidente Peña Nieto destacó que México ha logrado establecer reformas estructurales que habían sido pospuestas por más de 70 años.

Sobre la reforma educativa, expresó que ahora el reto es brindar educación de calidad llevando las herramientas como el internet.

Señaló que el gobierno de México tiene el compromiso de aplicar los cambios estructurales para que se comiencen a sentir los beneficios.

Recordó que a través del diálogo democrático y la madurez de los partidos se lograron concretar las reformas educativa, laboral, financiera, hacendaria y de telecomunicaciones.

Después, durante una ronda de preguntas y respuestas, varios empresarios expusieron sus dudas en torno a la integración y apoyo a los jóvenes empresarios, principalmente en el acceso a las tecnologías de la información.

Mark Zuckerberg, fundador y presidente de Facebook, preguntó si en los gobiernos hay disposición de abrir espacios de oportunidad a la participación de los emprendedores, a lo que Peña Nieto expresó: “En el caso de México, es justamente lo que deseamos”.

El mandatario dijo que se ha impulsado con la reforma financiera que jóvenes de entre 18 y 30 años puedan tener acceso a diversos créditos para el impulso de sus ideas y negocios.

El mandatario mexicano sostuvo que el reto que se mantiene es el de la nueva alfabetización con el acceso a internet.

Mientras, la presidenta de Brasil,  Dilma Rousseff, refirió que esta integración de infraestructura tiene que llevarnos a la búsqueda de una mayor expansión comercial, apertura y las inversiones interregionales.

“Estaba hablando hace poco con el presidente Peña Nieto y lo felicitaba por el hecho de que México es uno de los grandes inversionistas en Brasil y para nosotros son muy bienvenidos. Otro tema que es importante es la apertura comercial y la desburocratización. Felicité al presidente Peña Nieto por nuestro acuerdo automotriz”, mencionó.

RELACIÓN CUBA-EU

El presidente Peña Nieto dijo que México contribuirá a mantener la paz entre Estados Unidos y Cuba, pues calificó de “histórico” el restablecimiento de las relaciones.

“México está convencido de que el diálogo es la mejor forma de resolver las diferencias entre países. A lo largo de nuestra historia hemos rechazado la exclusión y fomentado la solución pacífica de diferencias”, indicó.

En entrevista al periódico panameño La Estrella, el jefe del Ejecutivo mexicano mencionó que su administración reconoce la trascendencia de la decisión de los gobiernos de Cuba y Estados Unidos de iniciar negociaciones a fin de normalizar sus relaciones diplomáticas.

Asimismo, comentó que esta es una decisión consecuente con la posición histórica de México “de buscar soluciones pacíficas a las controversias y promover la paz en el hemisferio”.

Incluso, recordó que cuando Cuba fue excluida de la OEA, “México mantuvo una posición clara de rechazo a esa medida y en 2009, cuando se planteó dejar sin efectos dicha exclusión, nuevamente manifestamos nuestro apoyo a la reincorporación de Cuba a la OEA”.

También consideró que la Cumbre de las Américas es una oportunidad muy valiosa para avanzar hacia este objetivo y que el hecho de que ambos países participen por primera vez en un mismo encuentro es histórico por sí mismo, y refleja los avances en el proceso de normalización de sus relaciones.

Agregó que el tema de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos no figura formalmente en la agenda de la cumbre. “Este espacio se ocupará de acordar las áreas de colaboración conjunta, entre todos los países del hemisferio, para alcanzar prosperidad con equidad”.

Señaló: “Tenemos un diálogo y una cooperación estrechos con Cuba y con Estados Unidos, y seguramente estas acciones se enriquecerán con la normalización de las relaciones entre ambos países. Las áreas que se verán beneficiadas son, por ejemplo, el intercambio educativo, la cooperación en materia de seguridad, salud y desarrollo sostenible”.

Por otra parte, se refirió a la relación México-Panamá, por lo que se congratuló de que próximamente entrará en vigor un tratado comercial que brinda servicios de excelencia mundial.

Indicó que con este acuerdo, la complementariedad y la combinación de las fortalezas tendrán un impacto positivo en la competitividad y el desarrollo económico de ambas naciones.

:CLAVES

ALIANZA DEL PACÍFICO

En el contexto de la cumbre, el Presidente se reunió con sus homólogos de Perú y Colombia, Ollanta Humala y Juan Manuel Santos, respectivamente, para abordar los temas relacionados con este encuentro, entre los que destacan educación, salud, migración, energía y medio ambiente.

En el encuentro privado, el mandatario señaló que esta cumbre debe marcar el inicio de una nueva era de diálogo y cooperación en el continente.

También celebró el éxito de la alianza en estos últimos tres años, en lo referente a la liberalización comercial más profunda en América Latina y el Caribe.