Sanción a antiparistas, “acto represivo de Cué”: sección 59

En San Pedro Mártir, la asamblea del pueblo determinó expulsar a los profesores de la 22 tanto de la primaria Porfirio Díaz como del preescolar y de la secundaria de la comunidad.

Oaxaca y México

El líder de la sección 59 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Joaquín Echeverría, calificó de “represivo” el acuerdo entre el gobernador Gabino Cué y el Instituto Estatal de Educación Pública (IEEPO) para sancionar a maestros antiparistas; sin embargo, dijo que están abiertos a regularizarse si el proceso es equitativo y apegado a derecho.

En ese sentido, demandó a la Federación apoyo para que se haga cargo de la tutela de las escuelas donde la gremial tiene presencia (al menos 500), que son las que se quieren disolver con la “declaratoria de guerra de Cué a los maestros que sí cumplen con su trabajo”.

Señaló que son poco más de 7 mil 500 alumnos los que podrían quedar en la indefensión por la determinación del gobierno de Oaxaca para inhabilitar a los profesores sustitutos, porque la mayoría de las escuelas donde imparten clases no cuentan con clave escolar.

El pasado viernes, el gobierno de Gabino Cué y el IEEPO emitieron un acuerdo en el que notificaron sanciones a maestros que sustituyen a los integrantes de la sección 22 de la CNTE.

El aviso da 30 días hábiles a los involucrados para que dejen de prestar servicio educativo y “en caso de incumplimiento u omisión a lo señalado con anterioridad, se iniciarán ante las instancias competentes los procedimientos administrativos y penales a que haya lugar, de conformidad con la normatividad aplicable”.

En Oaxaca, según el mapeo realizado por el IEEPO, que se realizó con el proceso de la geo-referenciación previo al censo practicado, se logró establecer que hay un total de 13 mil escuelas, 11 mil bajo control de la sección 22, mil 400 en poder de la 59 y el resto son privadas o centros comunitarios bajo la tutela del Conafe.

En tanto, en San Pedro Mártir, la asamblea del pueblo determinó por mayoría la expulsión definitiva y total de los profesores de la sección 22, no solo de la escuela primaria Porfirio Díaz, donde se generó un enfrentamiento que dejó más de 12 personas lesionadas, sino también su retiro del preescolar y de la secundaria de la comunidad.

A 48 horas del zafarrancho que protagonizaron padres de familia e integrantes del magisterio disidente se desarrolló una asamblea del pueblo con 300 habitantes en la plaza pública, donde poco más de 250 ciudadanos votaron para exigirle al gobernador Gabino Cué el desalojo de la sección 22 de las escuelas de dicha localidad.

Los gritos y los jaloneos fueron permanentes entre los habitantes que mostraron mediante su decisión su repudio a la CNTE, que perdió la confianza del pueblo tras ingresar violentamente a la comunidad y golpeando a sus habitantes.

La escuela en disputa ya no está protegida por la policía, ahora la resguarda un grupo de padres de familia atrincherado en las instalaciones.

“Hemos elaborado una minuta que habremos de a entregar al gobernador el próximo lunes para que nos devuelva nuestra escuela, saque a sus maestros y deje que los padres de familia designen a profesores que sí trabajen”, declaró Lazaro López, regidor de Educación en la localidad.

Indicó que el pueblo de San Pedro Mártir se encuentra enojado y lastimado por la actitud de los maestros de la sección 22.

A su vez, la sección 22 emitió una carta donde agradeció el apoyo que ha recibido de los padres de familia ligados con la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca, para proteger y recuperar las escuelas que han querido ser tomadas por profesores sustitutos y recriminaron el hostigamiento de que son víctimas por parte del gobierno federal.

Advierten que continuarán con la recuperación de escuelas y adelantaron que el 15 de enero no permitirán las consultas para discutir las reformas estructurales de la reforma educativa federal, particularmente en lo que compete en la iniciativa de ley de educación estatal.

NO SE VAN

La Asamblea Nacional de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) determinó no retirar ninguna de las carpas que mantienen en el Monumento a la Revolución desde hace cien días y fortalecerá la presencia en el plantón en vísperas de la celebración de Navidad, ahora con docentes de Campeche y Quintana Roo, principalmente.

“Se queda el plantón. Se incorporan algunos contingentes de manera representativa, como Quintana Roo, Campeche, Nuevo León. La representación de los compañeros de Guerrero mantiene su presencia y también podrá estar llegando un contingente de Chiapas para sostener la protesta por tiempo indefinido”, señaló Juan José Ortega Madrigal, secretario general de la sección 18, de Michoacán.

Ayer, la Asamblea Nacional de la CNTE se reunió por la tarde en la sede de la sección 9, donde analizaron la conveniencia de levantar las carpas que permanecen vacías sobre las banquetas y en la zona perimetral de la explanada del Monumento a la Revolución.

Sin embargo, la dirigencia estableció que no retirarán ninguna de las lonas y aseguraron que alrededor 2 mil profesores estarán manifestándose en el plantón de Plaza de la República, antes del 24 de diciembre.

En un recorrido realizado por MILENIO, se pudo observar que el centro de la explanada del Monumento a la Revolución permanece libre de lonas, las carpas están instaladas sobre el perímetro de la plancha y en las aceras entre las calles de Vallarta y Lafragua.