Acusa Bejarano al Ejecutivo de influir en elección perredista

El líder de la corriente perredista  Izquierda Democrática Nacional, René Bejarano, aseguró que el gobierno federal quiere una izquierda dócil.
Señaló que el campo mexicano ha sido abandonado.
René Bejarano, líder de IDN. (Aldo Cháirez)

México

René Bejarano, líder de la corriente perredista Izquierda Democrática Nacional (IDN) , aseguró que el gobierno federal apoyó la continuidad de las dirigencias en el PRD  y en el PAN con el fin de tener una izquierda dócil y lograr un modelo presidencia con control multipartidista.

 Al encabezar la reunión nacional de IDN para realizar un balance de los resultados de la elección de consejeros nacionales realizada la semana pasada, llamó a los integrantes de su corriente a fortalecer las alianzas rumbo a 2015 con otras fuerzas políticas internas del PRD

Bejarano dijo que gobernadores como Rafael Moreno Valle, de Puebla, y  Javier Duarte, de Veracruz, influyeron en la elección perredista a favor de los aparatos burocráticos “proclives al comportamiento de izquierda dócil, dizque moderna”, aunque reconoció que es difícil demostrarlo para presentar denuncias penales.

“Los firmantes del pacto traidor contra México que  coadyuvaron para sacar avante las reformas estructurales de Peña Nieto, tanto en el PAN como en el PRD, consolidaron su continuismo con el apoyo del gobierno  federal para gradualmente transformar el  sistema político en un modelo presidencial con control multipartidista.  La restauración  autoritaria presidencial  implica ahora la colaboración simbiótica entre gobierno y partidos mediante controles fácticos y una cadena de complicidades”, dijo.

El perredista agregó que gobernadores y presidentes municipales “prohijaron al PRD rojo, es decir a los votantes inducidos por el PRI. Al PRD azul, por los o las promociones panistas  de nuestro partido y hasta el PRD verde”.