Reitera Gamboa que reforma energética no privatiza

El coordinador del PRI en el Senado también aseguró que la aprobación de la iniciativa será ampliamente difundida "para que la sociedad mexicana se mantenga informada".
Presentes Emilio Gamboa, Jorge Luis Preciado, y el líder sindical de Pemex, Carlos Romero Deschamps.
Presentes Emilio Gamboa, Jorge Luis Preciado, y el líder sindical de Pemex, Carlos Romero Deschamps. (Omar Brito )

Ciudad de México

El coordinador del PRI en el Senado, Emilio Gamboa, garantizó que el proceso legislativo para la aprobación de la reforma energética, serán ampliamente difundido "para que la sociedad mexicana se mantenga informada y esté al tanto de las decisiones que se tomen".

El legislador, quien se mantiene en el salón de las comisiones junto con el coordinador del PAN, Jorge Luis Preciado, y el líder del sindicato de Pemex, Carlos Romero Deschamps, además de otros senadores, dijo que su bancada está lista y convencida para aprobar la reforma.

Aseguró que de modificarse la Constitución y abrir el sector a la Iniciativa Privada, en donde se prevé pagos con petróleo; será por el bien de México, porque va a generar mayor riqueza y empleos.

"En los últimos meses, hemos conocido el diagnóstico, las diferentes propuestas y posturas en torno al tema energético; ahora llegó el momento de la toma de decisiones en el Poder Legislativo", destacó.

Declaró que a todos debe quedar claro que la transformación del sector energético no significa en modo alguno privatizar Pemex ni CFE, "sino adecuar el marco constitucional del país para hacer frente a los retos de un mundo cambiante y cada vez más competitivo"

Señaló que es importante desarrollar un modelo para México que nos permita explotar la riqueza energética, que mantenga la rectoría del Estado mexicano a través de sus órganos reguladores, sobre las industrias petrolera y energética.

Exhortó a todas las fracciones políticas representadas en el Senado a "redoblar esfuerzos" en lo que queda del periodo de sesiones, para abordar las reformas que por el bien de México, no pueden posponerse más.