Reducción no impacta al gasto corriente: Poder Judicial

Por medio de un comunicado, el Tribunal dijo que recibió un informe de la Tesorería de un ajuste, el cual, señalan, fue realizado por las condiciones financieras adversas a nivel nacional.

Monterrey

A través de un comunicado de prensa, el Poder Judicial del Estado de Nuevo León reconoció haber recibido un oficio por parte de la Secretaría de Finanzas y Tesorería General del Estado, en el que se le informaba de un ajuste, sin embargo, asegura que dicha acción no repercute en su gasto corriente.

Además, explica que esa medida fue tomada por las condiciones financieras adversas a nivel nacional.

"En el oficio No. SSE-022/2016 enviado por el Subsecretario de Egresos de la Secretaría de Finanzas y Tesorería General del Estado, éste comunica que con fundamento en el Artículo 41 de la Ley de Administración Financiera para el Estado, y derivado de las condiciones financieras adversas a nivel nacional e internacional, se comunica una proyección o estimado de ajuste que impactaría los gastos de capital o gastos para remodelación y construcciones nuevas para el Poder Judicial.

"Este estimado no impacta, por lo tanto, el gasto corriente del Poder Judicial aprobado por el Congreso del Estado en el presupuesto 2016", señala el comunicado.

Según el escrito oficial, con esta son seis veces en los recientes siete años que al Poder Judicial se le autoriza presupuesto para gastos de capital y no les entregan dicho recurso.

Sólo en el año 2011 se le otorgaron casi 44 millones de pesos por este rubro, en el año 2010, 2012, 2013, 2014, 2015 y ahora en el 2016, el recurso recibido por este concepto es de cero pesos.

"Desde el año 2010 se ha vuelto un patrón reiterado el no entregar al Poder Judicial los gastos de capital autorizados para proyectos de construcción, y no obstante esto, el Poder Judicial ha logrado realizar las inversiones y remodelaciones necesarias para su operación", destaca el comunicado.

Por otra parte, el Poder Judicial indica que se mantiene en contacto con la Secretaría de Finanzas para lograr obtener los recursos para las obras de infraestructura que requieren, y lograr, además, a través del ahorro interno, satisfacer sus necesidades.

"A solicitud del Magistrado Presidente (Carlos Emilio Arenas Bátiz), el Consejo de la Judicatura elabora un programa de austeridad y racionalidad que permita reorientar recursos hacia la satisfacción de las necesidades crecientes de los órganos sustantivos jurisdiccionales", puntualizó.