Recula José Mujica sobre el “Estado fallido” en México

El presidente de Uruguay expresó su solidaridad con México, su sistema político y su gobierno, ante el secuestro de los 43 normalistas de Ayotzinapa, y se mostró confiado de que las ...
José Mujica, presidente de Uruguay, vive la última etapa de su mandato
José Mujica, presidente de Uruguay, vive la última etapa de su mandato (EFE)

México

El presidente de Uruguay, José Mujica, se retractó de sus declaraciones donde sostuvo que México era un "Estado fallido".

A través de un comunicado colocado en la página de la presidencia uruguaya, Mujica sostuvo que "no son, ni serán estas naciones (México, Guatemala y Honduras), estados inocuos o fallidos, porque tienen cimientos históricos de naciones precolombinas, tienen capital político en sus partidos y en sus decisiones democráticas, que están por encima de sus vicisitudes de hoy".

El mandatario también expresó su solidaridad con México, su sistema político y su gobierno, ante el secuestro de los 43 normalistas de Ayotzinapa, y se mostró confiado de que las instituciones podrán enfrentar los desafíos actuales.

"Nos sentimos solidarios con México, pero además comprometidos con su lucha, y en lo que podamos, estamos a disposición de su legítimo gobierno para apoyarle en todo lo que pueda facilitar el enfrentamiento de este difícil momento", añadió Mujica.

Horas antes, México había citado al embajador de Uruguay para pedirle explicaciones por las declaraciones de Mujica sobre el caso de los 43 estudiantes desaparecidos en Iguala hace casi dos meses, en las que el mandatario había calificado a México de "Estado fallido".

"A uno le da una sensación, visto a la distancia, que se trata de una especie de Estado fallido, que los poderes públicos están perdidos totalmente de control, están carcomidos. Es muy doloroso lo de México", dijo el mandatario en una entrevista con Foreign Affairs Latinoamérica publicada en el sitio web de la revista.

Mujica sostuvo que la desaparición de los estudiantes se debe a la corrupción, instalada como una "tácita costumbre social" y que México está obligado a aclarar el caso "caiga quien caiga, le duela a quien le duela y tenga la consecuencia que tenga".

En respuesta, la cancillería mexicana manifestó en un comunicado "sorpresa y rechazo categórico ante algunas de las consideraciones" de Mujica sobre la situación que se vive en el país.

Las autoridades mexicanas establecieron contacto con la cancillería de Uruguay y decidieron citar al embajador de ese país en México, Jorge Alberto Delgado.