Reclama Mancera a Peña apoyo en crisis ambiental

Asegura el jefe de Gobierno que es necesaria la intervención en la Came del titular de Salud, José Narro, de Comunicaciones y Transportes, y de Pemex.
El mandatario capitalino espera que el llamado al Presidente tenga el eco correspondiente.
El mandatario capitalino espera que el llamado al Presidente tenga el eco correspondiente. (Javier García)

México

El jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, reclamó al presidente Enrique Peña Nieto intervenir en la crisis ambiental que se vive en el Valle de México, para que gire instrucciones precisas a las secretarías de Salud, Comunicaciones y Transportes y a Pemex.

A decir de Mancera, es necesaria la intervención del titular de Salud, José Narro, en la Comisión Ambiental de la Megalópolis; que la SCT ordene la verificación y regulación del transporte pesado, y que Pemex controle las emisiones de la refinería de Tula.

“Es sabido que el Presidente ha dado instrucciones a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales para que se tomen acciones definitivas. Le reitero al Ejecutivo federal que se dé la instrucción para que el secretario de Salud participe en la Came.

“Para que la SCT también tome las decisiones necesarias para regular el transporte federal y que en el próximo presupuesto federal se tome en cuenta al medio ambiente con mucha mayor seriedad”, afirmó durante el cierre temporal de manera indefinida de la Planta de Asfalto.

Respecto a la refinería, Mancera explicó que se deben tomar decisiones en esa región industrial y a escala nacional.

En cuanto al transporte con placas federales, comentó que debe intervenir el presidente pues de lo contrario después se va a argumentar que no existen facultados para supervisar sus emisiones contaminantes o que su verificación no estará homologada.

“Espero que el llamado que se hace al Presidente tenga el eco correspondiente”, subrayó.

En este sentido, Mancera recordó que la capital es la octava ciudad más contaminada del país, por lo que señaló la importancia de que se tomen medidas en todo México, principalmente en regiones señaladas por la Organización Mundial de la Salud como Nuevo León y Guanajuato.

Por tanto, aseguró que el problema no es de la Ciudad de México, sino un asunto de todo el país, incluso de seguridad nacional.

“Vamos a seguir con acciones concretas en la Ciudad de México, muy claras de mejora de transporte público. Por supuesto, de supervisión estricta —muy estricta— del funcionamiento de los Verificentros, pero también de las áreas industriales”, puntualizó.

Desde que repuntó la contaminación en el Valle de México, hay una pugna entre los gobiernos de la región para implementar o evitar restricciones, principalmente a vehículos e industrias.

Esta es la segunda ocasión que el jefe de Gobierno hace una solicitud directa a Peña Nieto sobre temas ambientales.

La primera fue cuando solicitó 5 mil millones de pesos para sustituir y modernizar el transporte público.

En esa ocasión, Mancera mencionó que el problema del transporte no solo era de la capital, pues se brinda servicio a personas que llegan de trabajo y visita de diferentes estados.

ANUNCIAN CIERRE TEMPORAL DE PLANTA DE ASFALTO

El gobierno capitalino anunció el cierre técnico de manera indefinida de la Planta de Asfalto, en Coyoacán, para modernizarla y convertirla en una industria de cero emisiones.

Aún sin contar con un proyecto definido ni la inversión, se prevé convertir el lugar, 18 hectáreas, en un espacio verde para convivir con el entorno.

El argumento para cerrar la planta son las emisiones contaminantes, pues al año genera 20 toneladas de precursores de ozono y 10 mil de dióxido de carbono.

“Esto es de convivir, así se hace en otras partes del mundo. Es un parque y ahí tienen la fábrica. Es como trabajan las plantas de revalorización de basura”, dijo Miguel Ángel Mancera.

Actualmente la Planta de Asfalto produce 500 mil toneladas en promedio al año y tiene capacidad para generar 420 toneladas por hora.

La producción significa 60 por ciento de lo que requiere la ciudad cada año.

Trabajadores de la planta mostraron su inconformidad por el cierre minutos antes del anuncio; sin embargo, el líder del Sindicato Único de Trabajadores del Gobierno de la Ciudad de México, Juan Ayala, les prometió que sus sueldos permanecerían íntegros mientras se llevan a cabo los trabajos de modernización.