Quiere Peña otra causal para anular elecciones

El Ejecutivo refrenda que enviará en febrero, y sin la figura de iniciativa preferente, sus propuestas de leyes secundarias en telecomunicaciones, competencia económica y energía.

México

El presidente Enrique Peña Nieto promulgó la reforma política, con la que, dijo, se tendrá un diálogo sin erosiones a causa de la competencia en las urnas.

Dijo que ello contribuirá a una relación corresponsable entre el Legislativo y el Ejecutivo, una vez que se tenga más certidumbre en los procesos electorales.

"La certidumbre en las elecciones regirá en todos los órdenes de gobierno. Habrá mejor rendición de cuentas y equilibrio entre poderes y, sobre todo, habrá más gobiernos que den resultado a los mexicanos, al contar con instrumentos constitucionales que faciliten el diálogo y los acuerdos", expresó.

Durante la ceremonia, que se realizó en el Alcázar de Chapultepec, y donde los perredistas brillaron por su ausencia, Peña Nieto anunció tres acciones que se aplicarán a la par de la promulgación de esta reforma.

Una de ellas será la presentación de una iniciativa para reformar el artículo 41 constitucional, para ser más claros en las causas de nulidad de una elección.

Dijo que la propuesta buscará que no solo la compra de tiempos de radio y televisión sea causal de nulidad, sino cualquier adquisición de promoción los medios de comunicación fuera de lo previsto en la ley.

Otro de los puntos presentados por el Presidente fue el respaldo a la iniciativa de la reforma política del Distrito Federal, que incluye un llamado al Congreso de la Unión a aprobar la propuesta.

Esta petición fue impulsada con anterioridad, sobre todo, por los perredistas que ésta vez estuvieron ausentes en la ceremonia.

La tercera acción será la presentación de la reforma secundaria en los temas de telecomunicaciones, competencia económica y energía, sin interponerlas en un trámite de iniciativa preferente, por considerar que el Congreso ha acreditado su respeto y compromiso con los mexicanos en materia legislativa.

Durante la exposición del contenido de la reforma, Peña Nieto señaló que aunque el país logró una democracia electoral efectiva en los últimos años, también se vivió una parálisis legislativa, con lo que se dejaron de aprobar las reformas.

"Las reglas electorales vigentes durante la transición democrática, no siempre favorecían al diálogo ni a los acuerdos entre las distintas fuerzas políticas", explicó.

Aseguró que a partir de las reformas se fortalecen las condiciones que hacen posible los acuerdos.

Ejemplificó que a través del gobierno de coalición, la fuerza política triunfante en las elecciones presidenciales y otras fuerzas políticas, podrán impulsar un programa de gobierno conjunto, que será respaldado por una mayoría legislativa estable.

"El gobierno de coalición es un gran avance del sistema democrático de nuestro país que incentiva el diálogo, el acuerdo y la eficacia", señaló en su discurso.

"Como se puede apreciar, la reforma en su aspecto político rompe paradigmas para consolidar una presidencia democrática y un Poder Legislativo más dinámico y con mayor corresponsabilidad", dijo.

En ese mismo sentido, señaló que el Consejo General del INE tendrá una función para ser objetivo, autónomo y ciudadano, para tener la facultad de atraer asuntos de competencia local.

"Sin duda, el INE tiene un reto muy alto y un compromiso superior con todos los ciudadanos, que es continuar con los buenos resultados que el IFE le ha brindado a México", dijo.

También reconoció a los consejeros del IFE, quienes, dijo, en condiciones adversas están cumpliendo cabalmente con su responsabilidad institucional.

[Dé clic sobre la imagen para ampliar]