Puntos claves de la nueva Ley del ISR

La Ley del Impuesto Sobre la Renta aprobada contiene condiciones que impactarán los sueldos, deducciones y prestaciones de algunos trabajadores. Conoce los principales puntos.

Ciudad de México

Conoce los puntos clave de la nueva Ley del Impuesto Sobre la Renta que la Cámara de Diputados aprobó esta semana en el marco de la aprobación de la Ley de Ingresos 2014.

- Establece una tasa máxima de 35 por ciento para ingresos superiores a tres millones de pesos anuales.

- Establece un impuesto del 10 por ciento a la enajenación de acciones en la Bolsa Mexicana de Valores.

- Para empresas del sector primario, mantendrán la exención del ISR los productores cuyos ingresos anuales no excedan 900 mil pesos; y personas morales del sector cuando sus ingresos no excedan 4.5 millones de pesos al año.

- Se ajusta el monto deducible de las inversiones en automóviles hasta por un monto de 130 mil pesos por unidad, sin IVA.

- Se mantiene como deducible un porcentaje equivalente a 8.5 por ciento de los consumos realizados en restaurantes, siempre que el pago se realice mediante tarjeta de crédito, de débito o de servicios, o a través de los monederos electrónicos que al efecto autorice el SAT.

- En la actualidad los que más ganan pagan 30 por ciento del ISR. Ahora, se plantea que las personas con ingresos mayores a 500 mil pesos anuales tributen a una tasa del 31 por ciento; los que ganen más de 750 mil pesos, un 32 por ciento; los que ganen más de un millón de pesos anuales se gravarán con la tasa de 34 por ciento; y quienes perciban ingresos superiores a tres millones de pesos contribuirán a la tasa máxima de 35 por ciento.

- Elimina la posibilidad de deducir en un sólo ejercicio el 100 por ciento de la inversión realizada en la adquisición de activos fijos.

- Se establece como requisito para efectos de la deducción de los vales de despensa, que éstos se otorguen a través de monederos electrónicos autorizados por el Servicio de Administración Tributaria.

- Se consideran como no deducibles las cuotas de seguridad social a cargo del trabajador, pagadas por el patrón, toda vez que para efectos del trabajador dicho beneficio es un ingreso exento.

- El monto máximo de las deducciones personales se limitará a 10 por ciento del ingreso anual total del contribuyente, y un monto equivalente a cuatro salarios mínimos anuales correspondientes al área geográfica del Distrito Federal.