Proponen estrategia contra asesinatos de alcaldes

Leticia Quezada, presidenta de la Conferencia Nacional de Municipios, condenó el asesinato de Ygnacio López, alcalde de Santa Ana Maya, Michoacán.

Ciudad de México

La presidenta de la Conferencia Nacional de Municipios deMéxico, Leticia Quezada, condenó el asesinato de Ygnacio López, alcalde deSanta Ana Maya, Michoacán, y dijo que no debe haber ni un alcalde más asesinado.

Mientras que el presidente del Instituto Mexicano para lacompetitividad, Juan Pardiñas, propuso una serie de protocolos que se debenaplicar en caso de que un presidente municipal se asesinado.

Al ofrecer una conferencia sobre competitividad local, en unforo organizado por el Senado, Pardiñas pidió a los distintos niveles degobierno aplicar una estrategia, entre la que destacó la desaparición inmediatade los poderes en el municipio donde sea asesinado su titular.

Con esto, señaló,  “losnuevos miembros del ayuntamiento designados por el Congreso se encargarán decumplir el mandato hasta las próximas elecciones. De tal manera que la bandacriminal que asesinó al alcalde no sepa quién va a ser su sucesor. No tenganingún control sobre la vida de ese municipio”.

“Los alcaldes asesinados son un recado para los funcionariosque siguen vivos (…) para abatir la impunidad es necesario responder el mensajedel crimen, no con declaraciones o acusaciones partidistas, y con todo respetoni con minutos de silencio, sino con las acciones de los tres niveles degobierno y los congresos estatales”.      

Detalló los puntos de este plan: Se aplicará controlinmediato de los elementos policiacos, incluidos el Secretario de SeguridadPública, a quienes  inmediatamentedespués del asesinato se les extenderá una cédula de identidad única, con datos biométricos y DNA, que seproporcionará a la Secretaría de Seguridad Pública federal.

La Policía Federal y Ejército establecerán retenes en todaslas carreteras de acceso del municipio, durante los tres meses posteriores alasesinato.

Todos los asesinatos de autoridades municipales seránconsiderados del fuero federal, pero con plena corresponsabilidad en la policíaestatal.

La PGR creará una unidad especial de investigación decrímenes hacia autoridades municipales, la cual reportará semestralmente a laopinión pública los avances de sus pesquisas.

Después del asesinato de un alcalde, se suspenden licenciasde  ventas de alcohol durante un mes.

Habrá operativos federales de búsqueda de drogas y armas entodas las cárceles en el territorio del estado donde ocurrió el crimen, paraque las bandas delictivas “sepan que si atentan contra la vida de unfuncionario público municipal, se vana disparar esta serie de acciones del nivel federal y estatal”. Secancelarán, además, las  visitasconyugales.

En materia administrativa, se cancelan todos los contratosque no se hayan empezado a ejercer sobre obra pública en el municipio.

Subrayó que en México se ha incrementado en 14 veces laprobabilidad de que una persona sea asesinada si ocupa el cargo de presidentemunicipal, “después de los policías y los militares, los alcaldes son losservidores públicos que corren mayores riesgos para su integridad física”.

Durante los últimos cuatro años, puntualizó,   un presidente municipal es asesinado cadaseis semanas y media, en promedio, “no podemos asegurar que todos estoshomicidios estén vinculados con el crimen organizado, pero es resultado delecosistema de impunidad”.

En el marco del Foro Para la Conformación de una AgendaLegislativa Muncipalista, donde igualmente se planteó la necesidad de que,dentro de la reforma política, se emprendan modificaciones al Artículo 115constitucional a fin de permitir la reelección de presidentes municipales y quesu mandato se amplíe a seis años, de manera concurrente con los gobiernosfederal y estatales.

El senador César Octavio Pedroza, presidente de la Comisiónde Desarrollo Municipal, abrió el tema de la inseguridad en los ayuntamientos,al solicitar un minuto de silencio en memoria del doctor Ygnacio López Mendoza,alcalde de Santa Ana  Maya, Michoacán.

El legislador recordó que el doctor López Mendoza se declaró en huelga de hambre a las afueras delSenado, “en defensa de la causa de los municipios en demanda de mejorescondiciones presupuestales, mayor libertad, autonomía y de respeto al ejercicioa la función de los alcaldes de nuestro país”.

Bajo este planteamiento, se pronunció porque en el Senado seimpulse una agenda municipalista, en coordinación con el Ejecutivo federal,gobiernos y congresos locales, que permita alcanzar un acuerdo nacional dondeel municipio sea un tema de Estado”, bajo la convicción de que  “si no tenemos instituciones municipalessólidas, la Federación estará en riesgo”.