Propone senadora que PGJDF genere protocolos integrales

Adriana Dávila, legisladora del PAN, plantea que la institución aplique planes integrales para proteger a las víctimas de delitos y detectar casos de trata de personas.
Senado de la República.
Senado de la República. (Tomada de Twitter / @Cristina_Diaz_S )

Ciudad de México

La senadora Adriana Dávila Fernández propuso que la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) genere y aplique protocolos de actuación integrales para la prevención del delito y la detección oportuna de posibles víctimas de trata de personas, en todas las modalidades.

La legisladora del Partido Acción Nacional (PAN) también planteó la necesidad de identificar y subsanar las fallas o lagunas en estos mecanismos, que puedan derivar en la violación de derechos humanos.

También solicitó información sobre el protocolo de atención que se aplicó en el caso de la víctima de este delito que escapó de una tintorería, en la delegación Tlalpan, en el Distrito Federal.

Lo anterior, lo atribuyó a que "se permitió la revictimización de esta joven a través de su sobreexposición en medios de comunicación sin haber recibido la atención y asistencia integral necesarias".

Con estos hechos se han evidenciado diversas inconsistencias que permiten la revictimización de personas que pueden incluso ser influenciadas, aconsejadas u obligadas a exponer su situación sin que previamente les den atención integral que requieren para recuperar la conciencia de lo que hacen.

Por ello, agregó, resulta importante que la Procuraduría capitalina identifique las fallas en sus protocolos de actuación y, a su vez, sean subsanadas las lagunas que pueden derivar en la violación de los derechos humanos de las víctimas, indicó la senadora panista.

Advirtió que no se tiene conocimiento de operativos u acciones específicas para prevenir la trata de personas con fines de explotación de la mendicidad, trabajos forzados ni servidumbre, o simplemente, operativos en lugares donde también se presentan espectáculos eróticos de hombres.

Esto muestra que los esfuerzos se han dirigido sólo para realizar operativos en centros nocturnos y de entretenimiento erótico, pero se han dejado de lado otros lugares propicios para la trata de personas, igualmente graves, como giros mercantiles, tintorerías, fábricas o estéticas.

Por tal motivo resulta relevante que la PGJDF ejecute acciones integrales para la prevención del delito y la detección oportuna de posibles víctimas que se encuentran invisibilizadas ante la confusión o ignorancia de los diversos fines que tiene la trata de personas, puntualizó.