Poseo submarinos, barcos, camiones y aviones: 'El Chapo'

En la entrevista que hizo Sean Penn para la revista Rolling Stone, el capo asegura que nunca ha sido adicto, pero que es el mayor distribuidor de mota y coca.

México

A un día de la recaptura de Joaquín El Chapo Guzmán, The New York Times destapó una entrevista que hizo Sean Penn, por intermedio de Kate del Castillo, para la revista Rolling Stone al narcotraficante más buscado del mundo.

La plática de siete horas, dada a conocer ayer, se dio en varias sesiones, llamadas y videos. Según The New York Times, el primer encuentro fue en octubre pasado, mientras el capo huía de las autoridades después de haber escapado del penal del Altiplano.

"Quiero dejar en claro que el contenido de esta entrevista es exclusivo para la señorita Kate del Castillo y el señor Sean Penn", dice Guzmán Loera al inicio de un breve video que acompaña el texto de la revista.

En el sitio del encuentro, en una zona montañosa no especificada de México y que fue atacada días después por fuerzas federales, el narcotraficante cenó con los actores. Vestía una camisa de seda azul y jeans negros. Los tres estuvieron custodiados por más de 100 miembros del cártel.

El hilo conductor con la actriz, quien dio vida a la Reina del Sur, surge cuando —explica Penn en el artículo— ella publica un mensaje en Twitter en apoyo al capo y éste la contacta a través de su abogado para hacerle llegar unas flores en agradecimiento.

Después, Kate vuelve a ser buscada por el abogado, quien le expresa los deseos de El Chapo de que se encargue de la producción de una película de su vida; desde ese momento mantuvieron contacto mediante cartas escritas a mano. Incluso la revista añadió una foto en la que Penn estrecha la mano de Guzmán Loera como prueba de autenticidad.

Sean se puso en manos del cártel de Sinaloa cuando ya tenía todo arreglado con la revista Rolling Stone y, después de un mes de planeación, el 6 de octubre emprendió un viaje de Los Ángeles a la Ciudad de México, acompañado por Kate y dos cercanos al narcotraficante.

El traslado se realizó en una avioneta equipada con un radar terrestre y luego en una camioneta conducida por Alfredo, hijo del capo, quien tras intercambiar miradas de reconocimiento con el Ejército, afirma Penn, lo dejaron pasar sin cuestionamientos: "Tenían hombres en el Ejército que proveían de información cuando planeaban realizar viajes. Tenía gran confianza en que no había más observándonos".

"Desde que Kate se puso en el limbo con su tuit en enero de 2012 hasta el inicio de nuestras negociaciones encriptadas para conocer a El Chapo, he estado consciente del riesgo que tiene nuestra visita, si Kate fue vigilada", apunta el actor.

El narco contó a Penn que los ingenieros que construyeron el túnel de un millón de dólares por el que se escapó del Altiplano fueron entrenados en Alemania. Recuerda que empezó a trabajar a los 15 años vendiendo naranjas y refrescos, edad en que también comenzó a sembrar mariguana para que su familia sobreviviera.

"¡Yo distribuyo más heroína, metanfetaminas, cocaína y mariguana que nadie en el mundo! ¡Tengo una flota de submarinos, aviones, camiones y barcos!", declara Guzmán.

El capo asegura que tenía múltiples ofertas para llevar su historia a Hollywood y que decidió hacer su propia película, por ello su abogado contactó a Kate del Castillo, porque era la única persona en la que confiaba para el proyecto. Cuando Penn se enteró sobre la conexión de la actriz con El Chapo, a través de un amigo en común, pidió hacer una entrevista.

En el video, el capo señala que "no es una monja, pero no soy un hombre violento... lo que yo hago es defenderme, pero que yo ande buscando problemas, jamás". Niega ser el culpable de que haya tanta drogadicción en el mundo, pues "el día que yo no exista no va a mermar lo que es el tráfico de droga".

Ante el cuestionamiento de si es consumidor, señala: "Probé drogas hace más de 20 años, pero nunca fui adicto; no suelo beber". Sobre qué cambios haría en el mundo, destaca que se siente bien, "nada afecta mi mente ni mi salud; me gusta el mundo como es".

El actor trajo a la conversación el tema de Donald Trump, el precandidato republicano, a lo que el capo sonrió y respondió con ironía: "¡Ah!, mi amigo". Sobre si conoció a Pablo Escobar, el narcotraficante colombiano, indicó que "lo vio una vez en su casa. Gran casa".

Escobar murió en un tiroteo con las autoridades, por lo que Penn le preguntó cómo veía sus últimos días. "Mi deseo es vivir con mi familia; sé que un día voy a morir. Espero que sea por causas naturales", respondió.

Asimismo, Guzmán Loera dijo al estadunidense que no considera que el terrorismo en Medio Oriente afecte el tráfico de drogas, pues con todos se puede negociar; cuando le preguntó acerca de su dinámica con el gobierno de México, hizo una pausa y contestó: "Me guardo mi opinión; ellos hacen lo suyo y yo lo mío".

Las últimas palabras de Guzmán en el video responden a si en realidad el gobierno mexicano lo quiere matar, pero lo niega: "Yo pienso que si me encuentran, sí me detienen, cómo no". Y de inmediato aparece la leyenda: Derechos reservados Kate Del Castillo producciones. 2016. Rolling Stone"

El viernes pasado, al dar detalles de la captura, la procuradora Arely Gómez aseguró que el gobierno usó las reuniones entre los trabajadores del capo y los actores para abrir una nueva línea de investigación.