Exigen al Poder Judicial etiquetar salarios ante incremento de expedientes

El secretario general del Sindicato de Trabajadores del Poder Judicial capitalino, Diego Valdez Medina, urgió al Poder Legislativo a fijar su mirada hacia la Reforma Judicial de la nación.
Rechaza Silva el examen de confianza para jueces, exige no poner bajo sospecha al Poder Judicial.
(Héctor Tellez)

Ciudad de México

El secretario general del Sindicato de Trabajadores del Poder Judicial capitalino, Diego Valdez Medina, exigió al Poder Legislativo local y federal que dentro de la inminente Reforma Judicial que comenzará a operar a partir de 2014, establezca una política privilegiada para "etiquetar" salarios y remuneraciones para la base trabajadora, ante la impresionante dinámica y cúmulo de expedientes que anualmente superan los 300 mil casos en todos sus ámbitos y ramas del derecho.

"La justicia no se puede impartirse 'a campo raso", como lo demandaría el presidente del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal Édgar Elías Azar".
Durante su sexto informe de actividades ante el pleno de jueces y magistrados, el dirigente sindical afirmó que "efectivamente, tampoco la base trabajadora podrá operar a campo raso con salarios incompatibles en este Órgano Jurisdiccional".

Valdez Medina urgió al Poder Legislativo a fijar su mirada hacia la Reforma Judicial de la nación, toda vez que la base trabajadora no podría operar sin los recursos necesarios como son la remuneración de sus salarios y la mejora de sus Condiciones Generales de Trabajo, a fin de alcanzar un campo de igualdades en la justicia.

Recordó las palabras del presidente Magistrado Elías Azar, en el sentido que los más de diez mil trabajadores que integran la Familia Judicial de la ciudad de México, saben su compromiso histórico en ser copartícipes de la impartición de justicia,

Y ante el incremento de la inseguridad en la gran capital, irremediablemente aumenta el cúmulo de trabajo con el reflejo de expedientes que se abren en Juzgados de lo Familiar y Penal, y en otras áreas del Derecho.

Al trabajador, alertó Valdez Medina, no se le puede impedir de sus derechos; a remuneración salarial igualdad en el compendio de su trabajo, porque sería verdaderamente injusto que el Congreso de la Unión y la Presidencia del TSJDF, no voltearan la mirada ante una situación que vive la ciudad como si nada sucediera. "A los trabajadores se les debe cumplir cabalmente porque forman parte de esa visión y obligación primigenia del Estado", subrayó Diego Valdez.
Por ello se pronunció por que el Aparato de Justicia de la ciudad de México madure y se ocupe en corresponder a incrementar el salario de sus trabajadores porque todos ellos, -asentó- son profesionistas del Derecho; "aquí no existe la improvisación, aquí lo que nos distingue es que todos somos abogados. El Presidente Magistrado de nuestro Tribunal lo sabe a la perfección, afirmó el dirigente sindical.

En víspera de la revisión de las Condiciones Generales de Trabajo (CGT), Valdez Medina dijo que una de las metas de su gremio es el fortalecimiento autónomo laboral, es decir, que cuente con acciones de justeza en beneficio de la institución, ya que a partir de ésta, se garantiza el respeto irrestricto a los derechos de los trabajadores y el acceso a la justicia salarial remunerativa.

En 2014 entrarán de lleno los Juicios Orales en todas las materias; donde la base trabajadora se distinguirá con la eficientización del carácter en toda su dimensión sobre la administración de justicia, dignificando la labor de los funcionarios judiciales.

Confió que las instituciones republicanas de la ciudad de México actúen en beneficio de la base trabajadora del Poder Judicial del Distrito Federal, "porque de lo contrario, asumiremos una postura constitucional como es la libre manifestación en defensa de nuestros derechos laborales", puntualizó Diego Valdez Medina.

Anunció finalmente que este jueves 12 del mes en curso, integrantes del Sindicato de Trabajadores del Poder Judicial del Distrito Federal efectuarán una marcha-mitin que se desplazará desde la propia sede del TSJDF, en avenida Niños Héroes, para encaminarse a la Asamblea Legislativa, localizada en las calles de Donceles y Allende en el Centro Histórico de la Ciudad de México, para precisamente demandar a los diputados locales "etiqueten" partidas especiales presupuestarias inamovibles para el reforzamiento de los planes salariales judiciales de la capital del país.