PRD defenderá cinco temas en debate de leyes energéticas

La dirigencia del PRD y los grupos parlamentarios del Congreso plantearon una estrategia de cinco puntos que defenderán en el debate de leyes energéticas.
La dirección del PRD y los grupos parlamentarios del Congreso emitieron un desplegado en el que plantean una estrategia de cinco puntos para el debate de leyes energéticas.
La dirección del PRD y los grupos parlamentarios del Congreso emitieron un desplegado en el que plantean una estrategia de cinco puntos para el debate de leyes energéticas. (Cortesía )

Ciudad de México

La dirigencia nacional del PRD y los grupos parlamentarios del Congreso se manifestaron en contra de la iniciativa de leyes secundarias de la reforma energética que se discute en el Senado al considerar que "privilegia la entrega de los hidrocarburos a la iniciativa privada", por lo que planteó un estrategia de cinco puntos que los legisladores defenderán en el debate.

En un desplegado, los perredistas anunciaron una estrategia de cinco acciones en materia de leyes energéticas: evitar que se debilite la CFE y Pemex, la defensa de comunidades, ejidos y tierras, evitar la discrecionalidad de Hacienda sobre los recursos petroleros, procedimientos contra corrupción y que favorezcan la transparencia y fondos para la investigación, desarrollo tecnológico, transición energética y medio ambiente.

Los perredistas señalaron que las leyes energéticas no administran la disminución de precios de electricidad y gasolinas, plantea una mayor captura de recursos fiscales, deja en desventaja a Pemex en la competencia con nuevos participantes y no le otorga autonomía presupuestal, desprotege a comunidades y ejidos.

Acusaron que aunque se crea un Fondo Mexicano del Petróleo, este servirá "como caja de pagos para las empresas trasnacionales" y que se impulsan procesos de extracción que pueden dañar al medio ambiente.

Por lo anterior, legisladores del PRD anunciaron que sostendrán sus críticas y propuestas en el debate de las leyes energéticas y pedirán que se realice una consulta popular en 2015.

Los legisladores perredistas se pronunciaron por "un debate de altura, en el que se muestren las dos visiones del país, uno a favor de México, el otro a favor de vender nuestro patrimonio al precio que sea".