Piden que impuesto a bebidas azucaradas se destine al campo

Miembros del Consejo Nacional de Organizaciones Campesinas pidieron que se aumenten dos pesos por cada litro a estas bebidas y culparon a las refresqueras de la situación de los cañeros.

Ciudad de México

Socios del Consejo Nacional de Organizaciones Campesinas pidieron que se aumenten dos pesos por cada litro de las bebidas endulzadas en el mercado y esos recursos sean destinados para el campo.

David Suárez, titular de la Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productos del Campo, indicó que las industrias refresqueras agudizan la situación de los cañeros y la salud de los mexicanos, ya que sus productos contienen dos terceras partes de jarabe de maíz en lugar de usar al 100 por ciento la caña de azúcar.

Explicó que las refresqueras buscan maximizar su industria y ello ha contribuido a la pérdida de más de 30 mil empleos de cañeros, en los 10 últimos años, quienes ahora están fuera de la producción.

“La industria refresquera ha sido parte fundamental ha sido parte fundamental de la destrucción de la industria cañera. No hay ninguna razón fundamentada para que ahora se muestren como defensores del gremio cañero y de los pequeños comerciantes cuando ellos han sido quienes han establecido exclusividades en las cadenas de producción dañando profundamente al campo”, dijo.

Explicó que la industria de refrescos en México ocupa 70 por ciento de jarabe de maíz de alta fructuosa importado y 30 por ciento de azúcar de caña, a excepción de la empresa de bebidas Boing, quien aseguró es la única en utilizar 100 por ciento de caña de azúcar.

Lo anterior, contribuye a fuertes impactos metabólicos, dijo, por lo cual sugirió que se instalen bebederos de agua en las escuelas con los recursos que se lleguen a obtener en caso de que se aumenten dos pesos por litro al refresco u otra bebida edulcorada.