Perito de San Pedro ‘aparece’; se niega a hablar de Tanarah

Aunque por correo se logró ubicar al ingeniero Manuel Saénz de Miera, quien estudió las estructuras de la torre, no dio declaraciones por no tener autorización del municipio sampetrino. 
Los trabajos de demolición no se han detenido.
(Carlos A. Rangel)

Monterrey

El perito que realizó el estudio de estructuras de la torre Tanarah, Manuel Sáenz de Miera, apareció sólo para decir que no podría hablar del caso por no tener autorización del municipio de San Pedro.

A través del correo electrónico ing_masam@yahoo.com, el ingeniero Manuel Sáenz de Miera, perito contratado por San Pedro para estudiar las estructuras de la torre Tanarah, contestó a MILENIO Monterrey una petición de entrevista.

"No puedo dar declaraciones porque el dictamen se lo entregué al municipio y sólo lo haría si ellos lo autorizan" (sic), contestó a través de un correo.

Aunque también se realizó contactó por teléfono a una persona que admitió conocer al ingeniero, alegó que Sáenz de Miera tenía "años" de no vivir en el domicilio.

Ese contacto se logró tener al comunicarse a un teléfono de marcación de inicio 01 55. Ante los cuestionamientos la mujer que contestó se puso nerviosa, pidió los números del medio de comunicación e indicó que al perito tenía mucho de no verlo.

Posteriormente amenazó con decir que nunca más se intentara hablar al lugar y colgó.

Sin embargo, minutos más tarde, a través del correo ing_masam@yahoo.com, se informó a nombre de Manuel Sáenz de Miera que ese teléfono no pertenecía a él, aunque dijeron conocerlo.

Por otra parte, vía redes sociales, el representante legal de la torre Tanarah, Javier Livas Cantú, dijo que un notario público que estuvo en el domicilio del ingeniero Manuel Sáenz de Miera, encontró a personas que indicaron que no lo veían desde hace tiempo en la supuesta oficina.

De acuerdo a informes de la administración de San Pedro el ingeniero Manuel Sáenz, quien hizo el peritaje de la estructura Tanarah, cuenta con un domicilio en Romero de Terreros No. 622-Piso 1, en la colonia Del Valle Norte, C.P. 03103, en el centro del país.

"Como recordarán, la oficina del perito con el cual Ugo Ruiz ordenó la demolición dio como domicilio una dulcería con un 'Pato Lucas' pintado. Pues resulta que no hay tal número 622-1 y que al parecer nadie lo ve y dicen hasta no conocerlo.

"No en vano algunos hombres de ciencia dicen que es más difícil reconstruir el pasado que pronosticar el futuro. Con el dicho de un 'desaparecido' se está tirando un edificio bueno y sano. En qué manos tan irresponsables está San Pedro", destacó el representante legal.

Apenas el pasado jueves, el alcalde de San Pedro, Ugo Ruiz Cortés, informó a través de redes sociales que se comenzó con la demolición de las losas del edificio Tanarah.

"El día 11 de septiembre de 2014 se inició la demolición a base de herramienta manual de las cazuelas de la losa (vanos formados por el aligerante desmontable en losas reticulares)", señaló la administración a través de una ficha técnica.

El inicio de la demolición de la torre Tanarah comenzó el pasado 1 de agosto, toda vez que el Ayuntamiento por medio de un peritaje aseguró que el edificio era "altamente riesgoso" y que 12 de las 15 columnas se encontraban fuera de las normas de ingeniería.