Ya fuera del PRI, Aldo Fasci se suma con Ivonne

El ex dirigente municipal le entregará a la precandidata la estructura partidista que formó cuando estuvo al frente del organismo político, pese a que el candidato para Monterrey es Adrián de la Garza

Monterrey

A unas horas de despotricar contra el gobernador Rodrigo Medina, a quien acusó de encabezar la neocúpula del PRI que toma decisiones unilaterales, Aldo Fasci Zuazua se reunió a tomar café con la precandidata única a la gubernatura, Ivonne Álvarez García, en el restaurante del hotel Ancira.

El ex dirigente del tricolor en Monterrey, quien emitió su renuncia al partido en el que militó por 24 años mediante una carta cargada de adjetivos contra el mandatario estatal, afirmó que apoyará el proyecto de la precandidata a la gubernatura porque se trata de "gente buena".

Adelantó que antes de entregar formalmente las oficinas del PRI municipal, le mostrará a Álvarez García la estructura partidista que formó durante el tiempo que estuvo al frente de ese organismo político, pese a que el candidato para Monterrey es Adrián de la Garza.

"Le voy a entregar a Ivonne Álvarez todas las estructuras, es algo a lo que tengo derecho, hice muchas cosas para Monterrey, pero también para el área metropolitana (...) el partido estaba muchos puntos abajo, no teníamos estructuras, había muchas cosas que hacer y creo que entregamos buenas cuentas".

Aclaró que si bien ya está retirado del partido, no lo está de la política, por lo que su interés es trabajar con la "gente buena", entre las que incluyó a Ivonne Álvarez, al recalcar que si bien no anda buscando trabajo, por lo que se sumaría a su campaña y su proyecto, pero no con el interés de buscar un puesto.

Cuestionado sobre las críticas al gobernador Rodrigo Medina, dijo que él separa las cosas, porque si bien las decisiones del ejecutivo estatal afectan al partido, él tiene claro que Ivonne Álvarez representa proyectos nuevos y él le entregará muchas propuestas para la ciudad y para el estado.

En tanto, la precandidata del PRI a la gubernatura se refirió a Aldo Fasci como alguien muy cercano, pero se dijo respetuosa de las críticas emitidas por el ex secretario de Seguridad Pública en contra del gobernador Rodrigo Medina y de sus decisiones políticas porque es un derecho del ex dirigente partidista.

Cuestionada si no se sentía en parte afectada en las críticas vertidas por Fasci, Álvarez García negó que haya resentimientos, porque el proceso del que derivó su candidatura fue muy legítimo y muy transparente.

"Somos dos grandes amigos. Él ha sido un amigo que siempre ha estado conmigo, en diferentes momentos hemos coincidido, hemos hecho grandes cosas juntos y así lo seguiremos haciendo", expresó al desechar que existan resentimientos.