PRD confía ganar distritos en Monterrey y San Nicolás

Ismael Guerra Padilla del distrito 10 y Guadalupe Elías Rodríguez que contiende por el 7, aseguran que el electorado les dará su voto con la intención de acabar con el bipartidismo.

Monterrey

Los candidatos a diputados locales por el PRD, Ismael Guerra Padilla, distrito 10 en San Nicolás, y Guadalupe Elías Rodríguez, quien contiende por el 7 con cabecera en Monterrey, confían en ganar la elección al acabar con el bipartidismo.

Ambos externaron sus puntos de vista en el último día de la campaña, previo a la jornada electoral del domingo 7 de junio.

Guerra Padilla afirmó que en el décimo distrito recorrió 106 colonias a lo largo de su campaña, en las que escuchó las quejas que tienen del partido en el poder, el PAN.

"Reclaman ahora sí un cambio, pero que sea real, como ya conocen al PRI que los gobernó y ahora con la experiencia del PAN, nos han dicho que prefieren otra opción, o sea nosotros el PRD", precisó.

Agregó que de acuerdo con la inconformidad generalizada con la administración panista encabezada por Pedro Salgado Almaguer, es muy posible que puedan inclinarse a su favor.

Ismael Guerra Padilla expresó que se espera lograr la derrota y darles a conocer a los ciudadanos que serán dignamente representados en la legislatura local.

Por su parte, Guadalupe Elías Rodríguez señaló que tiene mucha confianza en que los ciudadanos de todo este sector de Monterrey les otorgue su respaldo.

"Hay un repudio ahora mucho mayor de la gente hacia el PRI por toda las campañas negativas entre ellos y el PAN, lo que nos beneficia mucho a nosotros", advirtió la candidata a legisladora.

Sostuvo que se está abriendo camino y también la base para lograrlo son las propuestas que les han dado a conocer respecto a lo que como representantes de los ciudadanos promoverían en el poder legislativo local.

"En nuestro distrito el 60 por ciento de los habitantes corresponde a los adultos mayores y como dependen de su pensión que es muy baja, pues se les debe de apoyar", concluyó.