PRD no quiere toma de tribuna: Aureoles

El coordinador de los perredistas en San Lázaro, Silvano Aureoles, aseguró que la mayoría de su bancada no abandonará la discusión. 
Silvano Aureoles alertó sobre el riesgo de extinción de la paraestatal.
Silvano Aureoles alertó sobre el riesgo de extinción de la paraestatal. (Especial)

México

El presidente de la Junta de Coordinación Política y líder parlamentario del PRD en la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles, se declaró contra la eventual toma de tribuna durante la discusión de las leyes reglamentarias de la reforma energética y demandó, en cambio, un debate de altura.

Expresó, incluso, la disposición de las fuerzas de izquierda a reducir el número de reservas para su discusión en lo particular, en caso de que las fracciones mayoritarias abran el debate.

“Si hay la disposición para debatir los temas a fondo, creo que no habría ningún problema en que los partidos de oposición consideren el número de sus reservas”, dijo.

Aureoles reveló que la mayoría del grupo parlamentario del PRD acordó ir a la discusión, al debate, a la presentación de propuestas y a la revisión del contenidos, sin discutir siquiera el escenario de la toma de la tribuna.

“Yo en lo particular no soy partidario de la toma de tribuna, ni de abandonar la discusión; no le veo ningún sentido, a mi juicio sería un error que esto pasara”, puntualizó.

En un comunicado, el legislador michoacano confirmó que la Cámara de Diputados prevé discutir en el pleno durante la última semana de julio las leyes secundarias en materia energética y propuso, en ese sentido, que las comisiones unidas analicen día por día cada uno de los dictámenes, a fin de privilegiar el diálogo y el debate.

Anticipó, en ese sentido, que el PRD planteará al resto de las fracciones parlamentarias un método que permita entrar a la discusión de fondo de los temas importantes de la reforma energética.

“El procedimiento que hemos seguido en otras ocasiones de subir cientos de reservas no es altamente efectivo, ya que se convierte en un monólogo del legislador que la presenta, para que enseguida se la rechacen y así nos llevamos horas y horas; eso es poco productivo, no tiene ningún sentido seguir ese procedimiento”, indicó.

Insistió por ello en el planteamiento de un debate de altura, en el que se discutan los temas importantes y se consideren las propuestas para su aprobación.

“Hay temas de fondo que necesitamos revisar y discutir. Vamos a pedir que quienes estén a favor de la privatización de los energéticos expliquen en el pleno sus motivos y quede claro ante la opinión pública”, remarcó.