Oceanografía, “caso aislado”, afirma Lozoya

Las operaciones de la petrolera no se han visto afectadas, dice su titular; Jesús Murillo, procurador general, señala a diputados que la contraloríade la empresa fue la que alertó a Banamex de que ...
Emilio Lozoya, Marco Antonio Bernal y Jesús Murillo durante la comparecencia en San Lázaro.
Emilio Lozoya, Marco Antonio Bernal y Jesús Murillo durante la comparecencia en San Lázaro. (Mónica González)

México

El director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, dijo que el presunto fraude cometido por la empresa Oceanografía es un “caso aislado” y no afectó las operaciones de la petrolera.

Asimismo, anunció un proceso administrativo contra Mario Alberto Ávila Lizárraga, ex subdirector de Mantenimiento y Logística en Servicios Marinos de Pemex Exploración y Producción, por suscribir una modificación a un contrato con Oceanografía,  cuando no estaba facultado para hacerlo.

Al respecto, el procurador general de la República, Jesús Murillo Karam, aseguró que México detectó el fraude de Oceanografía entre junio y julio de 2013, antes que Citibank, en Nueva York, quien no ha presentando alguna denuncia a nivel internacional.

Murillo comentó que la contraloría de Pemex descubrió operaciones irregulares por parte de Oceanografía, como la falsificación de estimaciones (no facturas) que hacen los contratistas, por lo que alertó a Banamex que estaba siendo defraudado.

El 10 de febrero pasado, Banamex presentó una querella en la procuraduría general de Justicia de Tabasco, donde acusó que uno de sus empleados robó documentos (contratos); el titular de la dependencia local, al descubrir que se trataba de contratos federales, dio parte a la PGR.

Al comparecer ante las comisiones unidas de Energía y Trabajo y de Medio Ambiente y Recursos Naturales de la Cámara de Diputados, Lozoya y Murillo dieron por vez primera avances de las acciones en esta indagatoria.

El director de Pemex comentó que las operaciones de la paraestatal se desarrollan “con plena normalidad” con la colaboración de proveedores, contratistas e instituciones financieras.

“Cabe señalar que las presuntas actividades irregulares desplegadas por la empresa Oceanografía son un caso aislado cuyas responsabilidades se deslindarán ante las instancias competentes”, manifestó.

Advirtió que Pemex será inflexible con cualquier acto que afecte la transparencia en sus contrataciones.

Lozoya declaró que cada uno de los miles de contratos de asignaciones que hace Pemex cada año se sujetan a los procesos y autorizaciones que establece la normatividad vigentes, actividad que es vigilada constantemente, a través de auditorías.

“La enorme mayoría de estas auditorías arrojan resultados positivos sobre la observancia de la normatividad y en los casos en los que se detecta alguna irregularidad se procede a la sanción correspondiente”, agregó.

En tanto, el procurador Murillo dejó claro que Citibank reportó en la Bolsa lo que México detectó desde 2013. Narró que la Contraloría de Pemex encontró “fallas” en el pago de unas fianzas.

“Es la Contraloría de Pemex la que inicia la investigación, que genera en el curso de preguntas y de investigaciones, en las contratistas y en el propio Pemex, que el banco (Banamex) se dé cuenta de que está siendo defraudado”, explicó.

El titular de la PGR enfatizó que en este caso no existen facturas, como algunas versiones aseguran.

“Lo que se falsificó fueron las estimaciones que hacen los contratistas, que cuando están avaladas ya por Pemex, entonces en una especie de factoraje las instituciones crediticias les prestan para 40 o 50 días, lo que se tarde el trámite de pago. Y es como se maneja esto. Pero son partes, no son facturas”, apuntó.

Cuando el banco se da cuenta le comunicó a Pemex la cantidad de estimaciones (operaciones millonarias) que tenía. Pemex las evaluó y le dijo cuáles eran “ciertas” y cuando las podía pagar.

“…como estoy bajo protesta de decir verdad, anticipo, no recuerdo la cantidad precisa– alrededor de 200 millones de dólares eran auténticas. Y otro tanto todavía no (se ha) cuantificado”, detalló a los legisladores.

Es hasta el pasado 10 de febrero cuando Banamex presenta una querella, en Tabasco, por robo.

El representante social de la Federación dijo que ante la cantidad de intereses que podían verse afectados por este fraude, se diseñó una estrategia para no dañar a más de 11 mil trabajadores, a los que no se podía “condenar por un error o por una exageración” a la pérdida, no sólo de su trabajo, sino en todos los derechos adquiridos.

“Lo primero que planteó fue el aseguramiento de la empresa y de sus bienes; y tenemos desde equipos de fútbol hasta barcos de todos tipos, que la procuraduría no sabe ni puede administrar y en consecuencia se le entregan al SAE, quien a su vez nombra un administrador en cada área, que tenga capacidad para el manejo”, reveló.

Sobre las denuncias del IMSS e Infonavit, Murillo señaló que están trabajando en ellas.

El procurador se comprometió a revelar los nombres de los involucrados en este caso, una vez que la investigación así se lo permita; es esta parte de la investigación la que se ha vuelto más lenta, porque no quieren cometer errores.

En tanto, Lozoya aseguró que si Pemex no hubiera actuado, el fraude sería mayor.

FIRMA ILEGAL

Emilio Lozoya anunció el inicio de un proceso administrativo contra Mario Alberto Ávila Lizárraga, ex subdirector de Mantenimiento y Logística en Servicios Marinos de Pemex Exploración y Producción, quien “suscribió un instrumento legal denominado adenda (modificación), al contrato 428237855, celebrado el 23 de octubre de 2007, con la empresa Oceanografía, SA de CV, en representación de Pemex Exploración y Producción, como subdirector de mantenimiento y logística de dicha subsidiaria”.

Esta adenda, pormenorizó, la firmó con fecha 5 de diciembre de 2012, a pesar de que existía una causa legal que se lo impedía, toda vez que de acuerdo a la información contenida en su declaración de conclusión de encargo, éste terminó el 30 de noviembre de 2012.

Además, señaló, mediante el acta de entrega-recepción, el 5 de diciembre de 2012 entregó los recursos humanos, financieros y materiales del cargo de subdirector.

Por tanto, se comenzó ayer un procedimiento administrativo contra este ex funcionario.

PAN Y PRD DEMANDAN INFORMACIÓN TOTAL

Los coordinadores de los diputados de PAN, Luis Alberto Villarreal, y PRD, Silvano Aureoles, demandaron transparencia total en la investigación del fraude cometido por la empresa Oceanografía, aunque admitieron que parte de la información debe ser resguardada por mandato de ley.

Interrogado sobre la decisión de clasificar como “reservada y confidencial” la información de los contratos entre Pemex y Oceanografía, Villarreal puntualizó: “Para Acción Nacional, la información debe ser total y la transparencia un compromiso de la nueva forma de gobernar y, por supuesto, el combate a la impunidad debe de ser compromiso de todos: Acción Nacional no será tapadera de nada y de nadie”.

Subrayó por ello la necesidad de que se conozca la verdad en el caso Oceanografía y, de existir responsabilidades, se actúe con toda firmeza y con todo el peso de la ley, por encima de partidos políticos, de colores, de nombres y apellidos, pues los mexicanos claman por justicia y porque se acabe la impunidad.

El perredista Silvano Aureoles secundó la exigencia y dejó claro que los diputados federales insistirán en conocer toda la información posible al respecto.

“Hay cosas muy oscuras, muy extrañas, y es importante que se deslinden todas las responsabilidades: yo no veo manera de que un funcionario responsable de una empresa de ese tamaño, pueda decir ‘de esto no tengo información’”, remarcó el michoacano.