Niega Alcalde tapatío desvío de recursos

Ante los señalamientos del alcalde electo Enrique Alfaro, Ramiro Hernández, actual mandatario, negó un “mal uso” ” de los recursos públicos aunque si acepta deuda con el IPEJAL

Guadalajara

Ante los señalamientos del alcalde electo Enrique Alfaro, sobre supuestos desvíos de recursos en el ayuntamiento de Guadalajara, Ramiro Hernández, actual mandatario en la capital del Estado, negó un “mal uso” de los recursos públicos y aseguró que no existe tal desvío, aunque si acepta deuda con el Instituto de Pensiones del Estado (IPEJAL).

El pasado viernes, en rueda de prensa, Enrique Alfaro aseguró que el gobierno municipal mantenía una deuda millonaria con el IPEJAL, lo que era un “evidente desvío de recursos”, y señaló también que la actual administración tenía contemplado “tapar el hueco financiero” haciendo uso de un presupuesto ya etiquetado para diversas intervenciones en el recinto ferial de la Barranca de Oblatos.

Al respecto, Ramiro Hernández asegura que la deuda con el IPEJAL no se generó por que el ayuntamiento haya destinado el dinero de las aportaciones de sus trabajadores a otro destino, sino que se dejó de pagar la responsabilidad que como patrón le corresponde como parte de las estrategias financieras de la administración para cubrir los pasivos que maneja el municipios.

Aseguró también que la suma que presentó Alfaro Ramírez a los medios de comunicación sobre la deuda está inflada, pues no es de 300 millones, sino de aproximadamente 150.