México está estancado desde regreso del PRI: Anaya

El legislador panista aseguró que los gobiernos de Vicente Fox y Felipe Calderón aumentaron la actividad productiva; con el PRI hay expectativas más bajas de crecimiento.
Ricardo Anaya, dirigente nacional del PAN.
Ricardo Anaya, coordinador de los diputados del PAN. (Tomada de Facebook /camaradediputados)

Ciudad de México

El coordinador de la bancada del PAN en la Cámara de Diputados, Ricardo Anaya, afirmó que el regreso del PRI al Gobierno Federal ha significado el estancamiento de la economía y el aumento de la deuda pública, así como la agudización de la violencia en entidades como Tamaulipas, el Estado de México, Michoacán, Guerrero, Chihuahua y Nuevo León.

"Nos dijeron que creceríamos al doble y que, en materia de seguridad, todo era cuestión de cambiar la estrategia, pero ya estamos cerca de la mitad del sexenio y no hay nada que presumir: México está estancado desde que regresó el PRI", acusó.

Sostuvo que el PAN sabe cómo mejorar la economía e insistió por ello en bajar los impuestos para que la gente pague menos, ahorre y consuma más.

El líder parlamentario de Acción Nacional indicó que los gobiernos de Vicente Fox y Felipe Calderón lograron un crecimiento anual promedio de cuatro por ciento y elevaron las reservas internacionales a 163 mil 117 millones de dólares, no obstante las crisis internacionales que en su momento enfrentaron.

"Los gobiernos panistas supieron cómo hacer crecer la actividad productiva y lo demostraron durante doce años, en los cuales se rescató e impulsó el crecimiento de México; en cambio con el PRI tenemos expectativas de crecimiento cada vez más bajas y la deuda pública de este Gobierno es la más alta de los últimos 24 años", dijo.

Así, mientras que los gobiernos del PAN generaron crecimiento económico, mantuvieron la inflación al nivel más bajo de las últimas décadas y manejaron responsablemente las finanzas públicas, el regreso del PRI ha significado el estancamiento de la economía y el aumento de la deuda pública, reiteró.

Anaya alertó, en ese sentido, sobre el delicado panorama económico del país, pues el tipo de cambio peso-dólar ha alcanzado niveles elevados, a lo que se suma la caída de la producción de petróleo y una disminución en las exportaciones.

Adicionalmente, la violencia que se vive en muchas regiones de México sigue agravándose, como ocurre en Tamaulipas, Estado de México, Michoacán, Guerrero, Chihuahua y Nuevo León, donde evidentemente el anunciado "cambio de estrategia" no ha dado los resultados esperados.

"El pueblo de México tiene muy claro que con los gobiernos del PAN hubo un manejo responsable de las finanzas públicas y estabilidad económica; el gobierno del PRI representa todo lo contrario", señaló el legislador.