En México, un reumatólogo por cada 10 mil 433 enfermos

Solo un tercio de las escuelas de medicina imparte cursos de la especialidad; ese tipo de males es la primera causa no traumática de discapacidad laboral.
Eduardo Barreira Mercado, presidente del CMR.
Eduardo Barreira Mercado, presidente del CMR. (Especial)

Ixtapa

En México hay 623 reumatólogos certificados para abordar, diagnosticar, y dar un tratamiento a más de 6.5 millones de pacientes con alguna de las enfermedades en el ramo, es decir que en promedio hay 10 mil 433 afectados por cada especialista, de los cuales solo 46 son pediatras capaces de detectar  el proceso de deterioro.  

Eduardo Barreira Mercado, presidente del Colegio Mexicano de Reumatología (CMR), explicó que la especialidad en México atraviesa por una situación preocupante que puede impactar severamente la economía del país dado que “la primera causa de discapacidad laboral no traumática son las enfermedades reumáticas”, señaló.

“El país tiene más de 115 millones de habitantes y solo cuenta con 623 especialistas, lo que genera un problemas de atención médica muy severo. Hay ciudades  grandes como San Miguel de Allende (Guanajuato), San Juan del Río (Querétaro), Ixtapa Zihuatanejo (Guerrero) que no cuentan con un solo reumatólogo”, abundó.

“Uno de cada cuatro pacientes que llega con un especialista presenta secuelas que pudieron haber sido tratadas a tiempo de haber sido atendidos conforme a los lineamientos, la mayoría tiende al deterioro crónico”, comentó el experto en entrevista durante el 42 Congreso Mexicano de Reumatología.

En México la especialidad prácticamente es ignorada. “Tenemos aproximadamente 95 escuelas de medicina y sólo la tercera parte de las universidades, de las facultades, incluye cursos de reumatología integral. El médico de primer contacto debe resolver 85 por ciento de los problemas de salud, pero la mayoría no recibe en la carrera un curso de reumatología”, comentó Barreira, también ex presidente de la Asociación Mexicana de Metabolismo Óseo y Mineral.

El presidente del CMR detalló que en el país se reciben por lo menos dos médicos en enfermedades reumáticas al año en algunas de las 17 sedes donde se ofrece la especialidad.

El costo de esas enfermedades, según el experto, supera los 20 mil pesos al mes considerando solo tratamientos, y rebasa los 100 mil pesos cuando ya es necesaria intervención quirúrgica y rehabilitación.

“Hay un foco rojo de las  enfermedades reumáticas que están atacando a la población, gente que va desde los 20 años”, destacó.

Niños ignorados

La artritis infantil afecta a alrededor de 100 mil menores de 12 años, quienes  padecen inflamaciones que limitan sus actividades, como ira la escuela y jugar.

“La mayoría (de menores) queda inválida. Hay casos en que la enfermedad evoluciona de manera lenta y en otras ocasiones en cuestión de meses se destruye todo”, agregó Carlos Macías Ojeda, responsable de Promédica del Colegio Mexicano de Reumatología.

El experto consideró que la enfermedad es ignorada cuando se trata de niños, a pesar de que el impacto es muy elevado. “En países como Canadá el sector salud solventa los tratamientos de los menores, en México resulta prácticamente inexistente y la mayor parte de estos pequeños carece de seguridad social”, dijo.

La artritis infantil  ha crecido en los últimos 10 años de forma acelerada y enfrenta la dificultad del diagnóstico oportuno, además de que hay factores genéticos, ahora también se sabe que la obesidad y la alimentación inciden en este problema.

Un estudio nacional conocido como Copcord, Epidemiología de las Enfermedades Reumáticas en México —basado en el registro de dolor crónico, artritis y osteoartritis—, reveló que Nuevo León y Chihuahua concentran el mayor número de enfermos infantiles.

Por lo regular, aclaró Macías Ojeda, los padres de familia confunden los síntomas con el crecimiento; sin embargo, hay señales muy claras como dolor constante, rigidez para moverse, inflamación de coyunturas, aumento de volumen de rodillas y manos, y muchas veces aparecen protuberancias que son “como globitos calientes”, detalló el experto.

La enfermedad resulta confusa para los especialistas, por lo que en la actualidad se invierte hasta dos años para que el médico ofrezca un diagnóstico con absoluta certeza clínica, lo cual también retrasa la atención oportuna.

Replantear estrategias

Barreira explicó  que la Secretaría de Salud (Ssa) necesita replantear sus estrategias de atención, capacitación, diagnóstico de las enfermedades reumáticas.

Como esos padecimientos se presentan más en las mujeres (la proporción es de tres enfermas por cada dos varones), “los resultados son catastróficos, porque la mayoría de las afectadas es cabeza del hogar y al enfermase se rompe la dinámica familiar”, detalló el experto.

A pesar de que el Colegio Mexicano de Reumatología ya ha gestionado con la Secretaría de Salud que las enfermedades reumáticas estén cubiertas por el Seguro Popular y se han obtenido avances, como otorgar medicamentos, “falta mucho por hacer”, aseguró Barreira. 

Por ello, esa organización trabaja con los 17 centros hospitalarios que tienen un área para la especialidad de reumatología y se ha dado a la tarea de ofrecer talleres de capacitación a los médicos generales o de primer contacto en todo el territorio nacional, con el objetivo de lograr diagnósticos más oportunos.  

“Lamentablemente, los pacientes llegan en etapas muy avanzadas de deterioro, cuando ya requieren del soporte de una silla de ruedas, de bastón o simplemente se encuentran muy enfermos para incorporarse a la vida productiva o familiar”, comentó el especialista.

El sábado 15 de febrero por la noche el CMR entregó certificado a 46 nuevos reumatólogos, de los cuales cuatro eran pediatras, para incorporarse a los servicios hospitalarios del país.

Claves

Situación nacional

- Se calcula que hasta 1.5 por ciento de la población mayor de 20 años ya ha desarrollado alguna enfermedad reumática, de las que hay 140 variantes.

- De los mexicanos que tienen este tipo de padecimientos, 62 por ciento rompe su dinámica familiar debido a las secuelas por la falta de diagnóstico y tratamiento oportuno.

- Las enfermedades reumáticas, además de dañar las articulaciones, provocan afectaciones en músculos, sangre, pulmones y corazón.

- De los especialistas, 60 por ciento se concentra en DF, Guadalajara, Monterrey, Puebla y Veracruz; el resto se distribuye en donde hay hospitales de alta especialidad.