Juicio de la mega deuda aún sin avances

El Magistrado de la Sala Penal, Adrián González Hernández, señaló que por no considerarse como un delito grave, el litigio que se sigue se encuentra "congelado".
Adrián González Hernández, Magistrado de la Sala Penal.
Adrián González Hernández, Magistrado de la Sala Penal. (Ana Ponce)

Saltillo, Coahuila

Toda vez que los inculpados por el delito de fraude equiparado y uso de documentos falsos involucrados en el desvío de más de 36 mil millones de pesos del erario de Coahuila no se han presentado a firmar ante el Juzgado Segundo de lo Penal, el juicio que se sigue se encuentra "congelado", además de que no se trata de un delito grave, así lo informó el Magistrado de la Sala Penal, Adrián González Hernández.

González Hernández, quien como juez llevó el caso, expuso que entre los asuntos pendientes de resolver del Sistema de Justicia Penal Tradicional se encuentra el de la Mega Deuda, sin embargo con su nueva encomienda será hasta el 28 de febrero que el Consejo de la Judicatura decida quien conocerá y continuará con el caso.

"La secretaria (del Juzgado Segundo Penal) está fungiendo por ministerio de ley, ella va a conocer (del caso) hasta el día 28 de febrero y ese día el Consejo de la Judicatura va a decidir quién va a conocer de ese asunto", detalló.

"Depende lo que solicite el defensor, porque el delito no es grave, el delito es considerado como patrimonial y no es grave, por eso salieron bajo fianza, nada más que no vinieron a firmar porque tenían otras broncas".

Explicó que luego de que se determine quién continuará con el caso, el procedimiento deberá seguir de acuerdo a la ley que estaba vigente cuando ocurrieron los hechos, por lo que se llevará conforme al sistema de justicia tradicional.

Sin embargo, precisó que el caso se encuentra suspendido por las órdenes de aprehensión que no se han cumplimentado en contra del ex secretario ejecutivo del SATEC, Javier Villarreal y contra Sergio Fuentes, ex administrador de Políticas Públicas de la dependencia.

Ejecutándose las órdenes de aprehensión, dijo, "pudiese seguir el procedimiento normal bajo el sistema tradicional", aunque puntualizó que por tratarse de delitos que no se consideran graves los inculpados pudieran conservar su libertad.

"Depende lo que solicite el defensor, porque el delito no es grave, el delito es considerado como patrimonial y no es grave, por eso salieron bajo fianza, nada más que no vinieron a firmar porque tenían otras broncas", comentó.

Agregó que al no presentarse a firmar, se revocó su libertad y se hizo efectivo el depósito que hicieron, por lo que se liberó la orden de aprehensión y pese a que se ampararon, perdieron todos los recursos interpuestos.

Apenas este miércoles, el juez Adrián González Hernández fue designado por el Tribunal Superior de Justicia del Estado como Magistrado de la Sala Penal, sin embargo refirió que este cargo es provisional.

"Como Magistrado Supernumerario estoy supliendo a un compañero que se jubiló y estoy provisional hasta en tanto no se decida quién será el Magistrado de la Sala Penal", expuso.

Indicó que en tanto eso ocurre está encargado de ver los asuntos del sistema tradicional en segunda instancia, "ver si lo que se hizo por parte de mi inferior es correcto o no para confirmar o modificar la resolución".