Leyes anticorrupción y de seguridad son prioridades del Congreso

La expectativa es discutirlas y votarlas, incluida la de mando único, antes del 30 de abril; reconoce Zambrano actitud del presidente Peña Nieto de no enviar iniciativas preferentes.
María Botello, Arturo Zamora, Roberto Gil y Jesús Zambrano, ayer en la sesión de Congreso General en el Palacio Legislativo de San Lázaro.
María Botello, Arturo Zamora, Roberto Gil y Jesús Zambrano, ayer en la sesión de Congreso General en el Palacio Legislativo de San Lázaro. (Héctor Téllez)

México

El Congreso de la Unión declaró abierto el segundo periodo ordinario de la 63 Legislatura, con la expectativa de discutir y votar antes del 30 de abril las leyes reglamentarias en materia anticorrupción y transparencia, así como las reformas sobre seguridad pública y mando único policial, entre otras prioridades.

Con la asistencia de 372 de los 500 diputados federales y 76 de los 128 senadores, la Mesa Directiva dio inicio a los trabajos legislativos.

El presidente del Congreso General, Jesús Zambrano, celebró, en ese contexto, la declinación del Ejecutivo a presentar iniciativas preferentes, a fin de que la Cámara de Diputados y el Senado tengan mayor margen para discutir los temas pendientes en la agenda legislativa.

"Urge que le demos curso a todo lo que tiene que ver con seguridad y la agenda tan amplia que hay al respecto, particularmente el diferendo sobre el mando único y que es necesario resolver en un diálogo constructivo entre ambas cámaras y el gobierno de la República, así como lo que tiene que ver con el sistema anticorrupción, rendición de cuentas y transparencia", subrayó el legislador perredista.

Recordó que las leyes anticorrupción tienen plazos fatales, por lo cual reconoció la decisión presidencial de no enviar iniciativas preferentes, que en su caso hubieran sido un elemento adicional de presión sobre el Poder Legislativo.

Zambrano señaló, además, la necesidad de atender la situación de emergencia económica, tanto con acciones del Ejecutivo como desde el Congreso de la Unión.

Por separado, el coordinador de los senadores del PRI, Emilio Gamboa, instó a las fracciones parlamentarias a asumir su responsabilidad y legislar para que el país crezca en 2016 más que en los años previos.

Admitió la necesidad de reducir el gasto público, pero dijo que corresponde al gobierno federal "apretarse el cinturón", sin recurrir al despido masivo de servidores públicos sindicalizados.

A su vez, el líder parlamentario del PAN en la Cámara de Diputados, Marko Cortés, reafirmó las leyes secundarias del sistema nacional anticorrupción, el transito del salario mínimo al salario digno y el mando único mixto como las tres prioridades de su bancada para el periodo ordinario de sesiones.

Desde la tribuna, el legislador michoacano ofreció la disposición de su grupo parlamentario para dialogar y construir los acuerdos necesarios, "tal como lo esperan el país y los ciudadanos".