Lanzan convocatoria para comisionados de Transparencia

Los interesados sustituirán al comisionado propietario de la comisión, Sergio Moncayo González, y su comisionada supernumeraria, María Eugenia Pérez Eimbcke. 

Monterrey

El Congreso del Estado lanzó la convocatoria para designar a los dos comisionados ciudadanos, propietario y supernumerario de la Comisión de Transparencia y Acceso a la Información Pública de Nuevo León (CTAINL).

Durante la sesión ordinaria ante el pleno del Congreso del Estado, la diputada del PRI, Lorena Cano López, presentó el documento que fue aprobado por unanimidad para sustituir al comisionado propietario de la comisión, Sergio Moncayo González, y su comisionada supernumeraria, María Eugenia Pérez Eimbcke. 

Los diputados del Congreso local lanzaron las bases de la convocatoria para recibir las solicitudes de quienes deseen ocupar los puestos, estableciendo los requisitos a cubrir. 

Según las bases de la convocatoria incluyen que se podrán recibir propuestas de los  interesados hasta el 20 de febrero del presente año, en la Oficialía de Partes del Congreso del Estado. 

Además, podrán ser ciudadanos, agrupaciones, Organizaciones No Gubernamentales legalmente constituidas quienes tendrán la posibilidad de hacer sus propuestas acompañadas de los documentos idóneos para acreditar los requisitos que marca la ley. 

Otros de los requerimientos solicitados en las bases es que sean ciudadanos nuevoleoneses inscritos en la lista nominal de electores del Estado, contar con 30 años de edad cumplidos cuando menos el día de la propuesta de su designación. 

Las propuestas recibidas serán analizadas por la Comisión de Gobernación y Organización Interna de los Poderes del Congreso del Estado, misma que elaborará un dictamen y análisis de las propuestas recibidas cubriendo los requisitos legales. 

Según el Artículo 98 de la Ley de Transparencia de Acceso a la Información del Estado de Nuevo León, los comisionados durarán en el cargo un período de cinco años improrrogables. 

En julio del 2010, los comisionados Sergio Moncayo González y María Eugenia Pérez Eimbcke, tomaron protesta de Ley de sus respectivos puestos. 

La diputada del PRI señaló que los interesados deben ser profesionistas con experiencia mínima de cinco años a la fecha de la propuesta de designación, con conocimientos y experiencia afines a la materia de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública estatal. 

Quienes busquen ocupar los cargos de comisionados propietario y supernumerario  no deben haber desempeñado algún cargo público federal, estatal o municipal en el periodo de dos años anteriores a la fecha de la propuesta de su designación.

Tampoco podrán haber sido dirigentes de algún partido político en cualquiera de los tres niveles de gobierno, y no haber sido postulado como candidato para algún cargo de elección popular en el término de tres años anteriores a la fecha de la propuesta de su nombramiento. 

MILENIO Monterrey publicó que con la entrada de Moncayo González y Pérez Eimbcke comenzaron a brotar los cuestionamientos en materia de sus funciones, luego de que organizaciones de la sociedad civil los señalaron de ser "tapaderas" del Gobierno Estatal y fallar más en contra que a favor de los ciudadanos.

 Pero también se han ventilado asuntos de operación relacionados con un mal manejo de los recursos de la Comisión, que a su juicio siempre fueron insuficientes para realizar sus labores. 

Sin embargo, siempre "alcanzó" para prestaciones de lujo con más de 350 mil pesos al año, vehículo, aguinaldo de 60 días y seguro de gastos médicos mayores con cobertura ilimitada para ellos y sus familias, además de un bono de retiro, entre otros beneficios. 

El diputado panista Fernando Elizondo Ortiz señaló que la Comisión de Transparencia es un desperdicio de dinero que no transparenta nada y nunca lo ha habido hecho desde su inicio que ha sido caótico. 

"La Comisión nos cuesta alrededor de 40 millones al año; en el fondo es una aspirina para curar un cáncer; debe desaparecer por completo… esta Comisión nos ha jugado el dedo en la boca a los ciudadanos a través de un exceso de reglas de transparencia… existe una complicidad para robarle al ciudadano", arremetió.