Regresa Iris Vianey Mendoza al Senado

La senadora del PRD Iris Vianey Mendoza regresó a sus funciones como senadora, luego de una licencia de 30 días para ser investigada por presuntos vínculos con los Caballeros Templarios.

Ciudad de México

Regresó al Senado de la República la senadora Iris Vianey Mendoza, quien solicitó una licencia de 30 días para que la PGR la investigara por presuntos vínculos con la delincuencia organizada.

Este episodio comenzó cuando fue difundida una fotografía en la que la senadora aparecía junto a la cantante Melissa Plancarte, hija de uno de los líderes de los Caballeros Templarios. Tras la difusión de esa foto, la senadora negó cualquier relación con la cantante y aseguró que era una fiesta como muchas en las que Plancarte había participado en Michoacán.

Dos días después, en una entrevista radiofónica, uno de los líderes de los grupos de autodefensa, José Manuel Mireles, aseguró que la senadora tenía vínculos con el crimen organizado, en particular con los Caballeros Templarios.

La senadora por Michoacán decidió entonces solicitar una licencia y pedir al Senado la presentación de una denuncia de hechos ante la Procuraduría General de la República para que se le investigara.

Ayer la senadora informó que hasta el momento la PGR no había encontrado nada en su contra.

Durante la sesión de este jueves, el vicepresidente de la Mesa Directiva, José Rosas Aispuro, dio lectura al oficio de reincorporación enviado por Mendoza Mendoza.

"Sirva la presente para notificarle mi reincorporación como secretaria de la Mesa Directiva y al trabajo en comisiones de las cuales soy integrante a partir del próximo jueves 6 de marzo del presente año, por lo que solicito a usted de igual forma notificar al pleno de la misma", señala el texto.

Mendoza comentó en entrevista previa que exhortaría al presidente de la Mesa Directiva del Senado, Raúl Cervantes, que solicite al titular de la Procuraduría General de la República (PGR) un informe sobre dicha investigación, si llamaron a declarar a alguien y otros aspectos.

La senadora refirió que derivado de las amenazas y el hostigamiento que sufrió en redes sociales, pidió protección por lo que actualmente dos agentes de la Policía Federal la custodian de manera permanente.

Mendoza negó que haya sido exonerada pues nunca fue acusada de algún delito, sino que ella fue quien presentó ante la PGR una denuncia de hechos para que se investigaran los señalamientos en su contra y en 30 días nunca se le llamó a declarar o a presentar pruebas.

"Me informaron que hasta el momento no hay elementos para iniciar una averiguación previa en mi contra", subrayó la senadora.

Luego de asistir a la reunión plenaria de su bancada y otra de comisiones legislativas, opinó que el operativo desplegado por el gobierno federal en Michoacán "hasta cierto punto ha sido exitoso, pero no es el único cártel que existe en Michoacán".

Debe irse más allá de los programas sociales y el uso de la fuerza pública, "hay que ver los riesgos sicosociales que no se vieron en su momento", puntualizó.

Con información de Notimex.