El TPP reposicionará a México: Guajardo

Al comparecer ante la Comisión de Economía de San Lázaro, el funcionario defendió la iniciativa de ley para crear las zonas económicas especiales como alternativa para promover el desarrollo.
El secretario de Economía compareció ante la Comisión de Economía de la Cámara de Diputados.
El secretario de Economía compareció ante la Comisión de Economía de la Cámara de Diputados. (Tomada de Twitter / @CanalCongreso)

Ciudad de México

El secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, afirmó que el Acuerdo Transpacífico de Asociación Económica (TPP) permitirá reposicionar a México, como en su momento lo hizo el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

“Si bien el TLC nos posicionó hace veinte años como el país pionero, hoy el TPP nos vuelve a reposicionar en una magnitud importante con un área que representa 38 por ciento del Producto Interno Bruto global y que, sin duda, establece un nuevo paradigma”, dijo.

Al comparecer ante los legisladores integrantes de la Comisión de Economía de la Cámara de Diputados, el funcionario señaló que el TLCAN ha sido exitoso a pesar de las deudas que en aquel entonces se tenían en materia de reformas fundamentales en energía, en sector financiero, telecomunicaciones y competencia económica.

Sin embargo, dijo, el TPP parte de otra realidad tras la aprobación de las recientes reformas estructurales, lo que permite un avance en la integración de cadenas de valor, en forma más competitiva.

Guajardo defendió asimismo la iniciativa de ley para crear las zonas económicas especiales como alternativa para promover el desarrollo nacional.

Remarcó que la economía mexicana presenta signos positivos, pese a los momentos difíciles del entorno mundial, al grado que la Inversión Extranjera Directa (IED) refleja la confianza en el futuro del país.

En el marco de la glosa del tercer informe de gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, subrayó que el mundo no pasa por sus mejores momentos y la desaceleración de países es evidente.

Indicó que la economía norteamericana, como ancla fundamental del crecimiento sobre 3 por ciento, “viene desacelerándose en los últimos meses y está empezando a mostrar evidencias de debilidad, lo que ha determinado un cambio en la estrategia del fondo de la reserva federal”.

Adicionalmente, la caída de los precios del petróleo ha tenido un impacto fundamental en los mercados internacionales y, sin duda, una mayor demanda de materias primas ha tenido consecuencias trágicas en el crecimiento de Latinoamérica, con Brasil en recesión franca, cayendo a tasas entre 1.0 y 3.0 por ciento.

“Una economía como la mexicana, conectada al mundo, sin duda recibe efectos de estos elementos”, dijo.

Al fijar el posicionamiento del PRI, la diputada Claudia Edith Anaya urgió a desarrollar la economía mexicana en el mercado externo, pero primordialmente en el fortalecimiento del mercado interno, pues a su juicio se debe asegurar que las economías de cualquier nivel de desarrollo puedan beneficiarse del comercio y fortalecer la economía del país.

El panista Juan Alberto Blanco se pronunció por socializar las negociaciones del Acuerdo Transpacífico de Asociación Económica entre doce naciones y transparentar ese proceso, al tiempo de pedir la inclusión de la zona norte de México entre las zonas prioritarias del país.

Por el PRD, Armando Soto cuestionó la estrategia seguida hasta ahora y destacó la urgencia de modificar la política económica para disminuir la pobreza y recuperar el crecimiento y el desarrollo del país.

Recordó las cifras del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), que el pasado 23 de junio informó que el número de mexicanos en pobreza aumentó de 53.3 millones en 2012 a 55.3 en el 2014.