Gobierno, Iglesia y Congreso dicen no a ‘narcopacto’

Por razones éticas, jurídicas y de seguridad no se debe ni se puede negociar con delincuentes que, además, lideran a secuestradores, dijo Renato Sales, comisionado nacional de Seguridad.
Roberto Campa, subsecretario de Derechos Humanos de Gobernación.
Roberto Campa, subsecretario de Derechos Humanos de Gobernación. (Placido Meléndez/Notimex)

México

El gobierno federal, autoridades locales, legisladores de los diversos partidos en el Congreso de la Unión, así como la CNDH y la Iglesia católica rechazaron categóricamente la posibilidad de negociar con la delincuencia organizada, al advertir que ello significaría la rendición del Estado y el reconocimiento de su incapacidad para combatir a los criminales.

Descalificaron así al ex presidente Vicente Fox, que en entrevista con Carlos Marín para el programa El asalto a la razón de MILENIO Televisión recomendó “arreglarse” con los cárteles del narcotráfico para que dejen de matarse entre ellos y matar a los jóvenes mexicanos.

El comisionado nacional de Seguridad, Renato Sales, afirmó que el gobierno federal rechaza tajantemente cualquier tipo de negociación con los cárteles de la droga.

“Estamos en total desacuerdo en realizar un pacto; ningún pacto de ninguna índole con cárteles de la droga”, respondió a los dichos de Fox.

El funcionario puntualizó: “Por razones éticas, jurídicas y de seguridad no se debe ni se puede negociar con delincuentes, con narcotraficantes que además encabezan grupos de homicidas y secuestradores”.

Sales subrayó que el gobierno federal se mantiene firme en el objetivo de capturar a líderes y miembros del crimen organizado con inteligencia, así como en el desmantelamiento de sus redes financieras.

Por separado, el subsecretario de Derechos Humanos de la secretaría de Gobernación, Roberto Campa, calificó de ocurrencias las declaraciones de Fox y evitó profundizar al respecto: “No quiero reaccionar a las ocurrencias del ex presidente”.

El ex titular de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada, Cuitláhuac Salinas, afirmó a su vez que llegar a un “arreglo” con los cárteles del narcotráfico implicaría reconocer la incapacidad del Estado mexicano para combatir a la delincuencia organizada.

Salinas, quien tuvo en sus manos los casos de los delincuentes más peligrosos durante la administración de Felipe Calderón, agregó: “Si lo fomentamos (un pacto con el narco) o llegar a un arreglo, de manera indirecta estaríamos fomentando también la corrupción”.

Por separado, el director de Comunicación Social de la Arquidiócesis de México, Hugo Valdemar Romero, sostuvo que con los criminales no se debe negociar la ley, sino aplicárselas, porque el dialogar con ellos significa que el Estado claudica, que está “derrotado y fracasado”.

Advirtió que la propuesta de Fox “es tanto como ceder a la ilegalidad”, y dijo que las leyes están para cumplirse, no para negociarse, y empezar a pactar con los criminales es tanto como que el Estado claudique a su labor.

Valdemar Romero subrayó que la estrategia gubernamental para combatir al crimen organizado ha sido un fracaso, “pero no es el punto considerar a los narcos casi como otro Estado, con los cuales se tiene que dialogar, es un despropósito”.

En su turno, el ombudsman nacional Luis Raúl González Pérez se manifestó contra la opinión del ex presidente de pactar con el crimen organizado.

“Estoy por el cumplimiento de la ley, todo dentro del estado de derecho y en esto no está pactar con quien delinque y envenena a nuestros jóvenes”, indicó el presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

En Acapulco, el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, descartó cualquier posibilidad de pactar con narcotraficantes para disminuir los índices de violencia en la entidad.

“En el caso de Guerrero no es la ruta, y aquí estamos haciendo todo con coordinación con ayuntamientos y la gran ayuda del gobierno federal para enfrentar con toda la determinación todo lo que corresponde a la delincuencia organizada. Ese es un planteamiento que no es la primera vez que se hace, ha habido voces que lo han expresado”, afirmó.

Durante la sesión de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, las fracciones de PAN y PRD en el Senado; así como la del PRI en la Cámara de Diputados rechazaron la propuesta foxista.

El vicecoordinador de los diputados federales del PRI, Jorge Carlos Ramírez, calificó de “disparate” poner el estado de derecho a negociación.

“Me parece un dislate en boca de un ex presidente, pero creo que tratándose de él se puede esperar eso o cualquier otro tipo de afirmación, pero la verdad es un auténtico insulto al estado de derecho. No es posible pensar en negociar las leyes, dónde se aplican, dónde no, en qué circunstancias sí, en qué circunstancias no, y lo que sería peor, es lo que propone Fox, a quién decidir le aplicamos la ley y a quién no”, indicó.

En tanto, el coordinador del PAN en el Senado, Fernando Herrera, afirmó que bajo cualquier circunstancia las autoridades no deben pactar con los cárteles de la droga.

“Bajo ninguna circunstancia, el Estado mexicano debe pactar con grupos delincuenciales, no entiendo el contexto en que lo habrá expresado el ex presidente Fox; nuestra visión es muy clara, bajo ninguna circunstancia se debe permitir vínculo o negociación alguna con grupos delincuenciales”, expresó.

En su turno, el líder parlamentario del PRD en el Senado, Miguel Barbosa, cuestionó a Fox sobre algún acuerdo con los cárteles durante su administración.

“¿Hubo acuerdo con las bandas criminales en la época en que fue Presidente de México? Ningún presidente que lo haya sido debe insinuar algo así, es una barbaridad lo que está haciendo Fox”, subrayó.

Al respecto, el presidente de la Comisión de Seguridad Pública de la Cámara de Diputados, Jorge Ramos, advirtió que una negociación con los cárteles de la droga significaría la rendición del Estado ante la delincuencia, mientras Manuel Espino, secretario de la misma instancia legislativa, sostuvo que pactar con el crimen acercaría a México a la condición de “Estado fallido”.

El Comité Ejecutivo Nacional del PRD advirtió igualmente que negociar con los cárteles de la droga no es la solución para frenar la violencia del crimen organizado.

:CLAVES

POR LA PAZ

El ex presidente Vicente Fox considera que es necesario “negociar y arreglarse con los cárteles de la droga”, como lo hizo Carlos Salinas con Marcos, a fin de frenar la violencia, así como legalizar la mariguana y convertir en impuestos las ganancias millonarias que deja la yerba.

En entrevista con Carlos Marín, en El asalto a la razón, señaló que él se sentaría con los cárteles “para ver cómo se arreglan”, pues “es prioritario llegar a un acuerdo con los delincuentes para lograr que dejen de estarse matando entre ellos y matando a nuestros jóvenes”.

En su opinión, la negociación con esos criminales “no importa, si logras la paz y la armonía”, y lograrlo “es un bien superior”.

Con información de: Ignacio Alzaga, Lorena López, Rubén Mosso, Eugenia Jiménez, Javier Trujillo, Stephanie Ochoa, Silvia Arellano, Omar Brito, Fernando Damián y Liliana Padilla.