Gobierno federal lamenta quiebra de Mexicana

La Secretaria del Trabajo informó que estará atenta a que la liquidación de la empresa, de sus unidades o de los bienes que las integran se haga en estricto apego a derecho.
Otorgan juez a Mexicana 90 días para encontrar inversiones

Ciudad de México

El gobierno federal lamentó la quiebra de Mexicana, Click y Link, que se da después de que las aerolíneas solicitaron el concurso mercantil y suspendieron operaciones en agosto de 2010.

La Secretaría del Trabajo informó que desde que se iniciaron los concursos mercantiles, al menos 30 inversionistas privados mostraron su interés por las empresas; sin embargo, ninguno de ellos pudo acreditar ante el Juzgado competente los recursos necesarios para hacerse de las mismas.

Las Secretarías de Comunicaciones y Transportes y del Trabajo y Previsión Social, en el marco de la sentencia y sus atribuciones, estarán atentas a que la liquidación de las empresas, de sus unidades o de los bienes que las integran se haga en estricto apego a derecho para el pago a los trabajadores, como acreedores reconocidos.

La titular del Juzgado Décimo Primero de Distrito en Materia Civil en el Distrito Federal ha dictado sentencia en los procesos de concurso mercantil a que fueron sometidos el taller de mantenimiento Mexicana MRO, S.A. de C.V. (MRO) y las aerolíneas Mexicana de Aviación, S.A. de C.V. (Mexicana); Aerovías del Caribe, S.A. de C.V. (Click); y Mexicana Inter, S.A. de C.V. (Link), con lo que quedó fuera del concurso el MRO y se declara la quiebra de las aerolíneas.

El gobierno de la República expresa su absoluto respeto por el Poder Judicial de la Federación y por la resolución emitida por la Juez Edith Encarnación Alarcón Meixueiro, que acatará puntualmente.

En el caso del MRO, la Juzgadora aprueba el convenio presentado por los acreedores mayoritarios (Banco Mercantil del Norte, S. A., Banco Nacional de Comercio Exterior, S.N.C. y Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, S.A. de C.V.) y la empresa, con lo que concluye el concurso mercantil y se conserva el taller de mantenimiento.

La sentencia es explícita en el sentido de que los recursos que se obtengan por el MRO deben destinarse, por conducto de un fideicomiso, al apoyo económico de los cerca de 8000 trabajadores y 600 jubilados de las cuatro empresas del Grupo Mexicana.

Los trabajadores formarán parte del Comité Técnico del fideicomiso con representación de los sindicatos (ASPA, ASSA y SNTTTASS) y de la asociación de trabajadores de confianza.

Para que los recursos del fideicomiso sean lo más redituable posibles, el administrador que se designe deberá tomar posesión del taller y ordenar la práctica de auditorías para conocer plenamente su situación técnica y financiera, y con ello determinar su valor que actualmente se estima entre 80 y 100 millones de dólares. En caso de que el Comité Técnico decida la venta del MRO ésta se hará mediante una subasta pública internacional.

La resolución judicial ha concretado el objetivo de los acreedores y del Gobierno Federal: apoyar a los trabajadores. Se ha hecho aportación de derechos de crédito sin contraprestaciones; se mantiene una fuente de trabajo muy importante; se conserva en operación un valioso activo para la industria de la aviación mexicana, y su valor se destinará en su totalidad al apoyo económico de los trabajadores y jubilados de las empresas.

El fondo del fideicomiso en apoyo de los trabajadores y jubilados se incrementará con otros recursos, como los que se obtengan de los 9 aviones que pertenecieron a Mexicana