Formal prisión a siete detenidos el 2 de octubre

El juez 40 penal, Jorge Martínez, ordenó la libertad inmediata de Omar Ramírez Caballero.

México

Sin derecho a obtener su libertad bajo fianza otros siete jóvenes detenidos durante la marcha del 2 de octubre recibieron el auto de formal prisión por los delitos de ultrajes a la autoridad, daño a la propiedad y ataques a la paz pública.

Se trata de Víctor Efrén Espinosa Calixto, Adrián Gutiérrez Miguel, Iribar Ibinarriaga Ramírez, Ilía Ada Infante Trejo (o Ilía Daniel Infante Trejo), José Daniel Palacios Cruz y Salvador Reyes Martínez, mientras que Abraham Cortés Ávila también responderá por el delito de tentativa de homicidio.

Esta persona fue soprendida presuntamente agrediendo de forma directa y con ventaja a un elemento de la Policía, por lo que tampoco tiene derecho a obtener su libertad en tanto no concluya el proceso penal.

En tanto, el mismo juez 40 penal del Reclusorio Preventivo Norte, Jorge Martínez Arreguín, consideró que no había pruebas suficientes para mantener encarcelado a Omar Ramírez Caballero, por lo que ordenó su libertad inmediata.

El Tribunal Superior de Justicia del DF informó que el proceso emplazado por el impartidor de justicia es de tipo sumario por lo que tanto la defensa como el Ministerio Público tiene tres días para entregar sus pruebas y al mismo tiempo apelar la resolución judicial.

De esta manera nueve de los 19 jóvenes autodenominados anarquistas que fueron sorprendidos enfrentándose a la Policía que les impidió marchar hacia el Zócalo permanecerán detenidos en el reclusorio, aunque otros nueve están sujetos a proceso penal con libertad condicional.

Por lo que respecta a los encarcelados en el Reclusorio Norte, las autoridades penitenciarias informaron que mantienen su ayuno en protesta de lo que ellos consideran una detención arbitraria sustentada en pruebas falsas y abusos policiacos.

Los inconformes están en el área de ingreso del penal y bajo la supervisión de seguridad y custodia y el médico del penal que checa sus signos vitales a fin de ubicar alguna complicación producida por la falta de alimentos.