Fiesta de Ismael pone en duda la unidad priista

El Congreso de Durango conformó una comisión investigadora, con el objetivo de conocer la fuente de los recursos utilizados en el cumpleaños 50 del ex gobernador a donde asistieron 5 mil personas.
El ex gobernador con Germán Lizárraga.
El ex gobernador con Germán Lizárraga. (Facebook)

Durango

El pasado 22 de febrero, el ex gobernador Ismael Hernández Deras y ahora Senador, festejó a lo grande sus 50 años de vida y "echó la casa por la ventana". Casi 5 mil personas asistieron a su celebración en la ex hacienda "Dolores" de la capital.

Se tuvo comida para repartir y regalar, bebidas, cerveza y tequila entre otros, asistieron prácticamente todos los sectores desde el empresario, religioso, político y hasta artístico.

"Se dice que se gastó alrededor de 10 millones de pesos".

Estuvo presente la Banda "Estrellas de Sinaloa" de Germán Lizárraga, Martín Urieta, Diego Verdaguer, Yoshio, Patrulla 81 y Los Cadetes de Linares.

Mientras que de la política asistió Vicente Fox y su esposa Martha Sahagún, los ex gobernadores Maximiliano Silerio y Héctor Mayagoitia, el presidente de la Gran Comisión del Congreso local, Carlos Contreras.

También el ex presidente del PAN, Manuel Espino, funcionarios, ex funcionarios, diputados y ex diputados federales y locales y hasta Isabel Miranda de Wallace, además del arzobispo Héctor González Martínez, entre otros.

Todo parecía normal, pues el Senador acostumbra a dar este tipo de festejos en su cumpleaños o en el aniversario de bodas de sus padres, nada era desconocido para los asistentes.

EMPIEZAN LOS CONFLICTOS

En los días siguientes el cabildo de Durango rechazó la cuenta pública del ex alcalde Adán Soria Ramírez, uno de los personajes más cercanos a Hernández Deras.

El 11 de marzo en la madrugada cuando se giró una orden de aprehensión contra Soria Ramírez pero no por la cuenta pública del municipio, sino por fraude genérico, por lo que fue detenido e internado en el Centro de Reinserción Social 1.

5 mil personas asistieron a su celebración en la ex hacienda "Dolores" de Durango.

Pudo salir alrededor de las 17:00 horas, con el compromiso de pagar una fianza en 48 horas de poco más de 2.5 millones de pesos.

Al mismo tiempo, el Congreso a través del diputado José Alfredo Martínez Núñez, conformaba una comisión investigadora, con el objetivo de conocer la fuente de los recursos utilizados en el festejo del ex gobernador, pues se dice que se gastó alrededor de 10 millones de pesos.

Incluso el Partido Acción Nacional en voz de Víctor Hugo Castañeda, aseguraba que se trataba de un “choque de trenes” al interior del tricolor.

Este festejo se convirtió en el núcleo de las críticas principalmente de sus propios compañeros de partido, que como legisladores locales firmaron un comunicado dirigido al Secretario Miguel Ángel Osorio Chong, solicitando una investigación sobre los recursos.

Así inició una serie de eventos y declaraciones a favor y en contra, donde los partidos opositores aseguran que hay no solo una fractura, sino un abismo entre dos grupos al interior del Revolucionario Institucional.