Es imposible retirar al Ejército de lucha anticrimen: Aureoles

El presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados afirmó que las instituciones civiles no tienen la fortaleza para enfrentar el problema.
Silvano Aureoles, líder de la bancada del PRD en San Lázaro.
Silvano Aureoles, coordinador de los diputados del PRD. (Tomada de Twitter / @PrensaSilvano)

Ciudad de México

El presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles, consideró "prácticamente imposible" retirar al Ejército y la Marina de la lucha contra el crimen organizado sin poner en riesgo la estabilidad del país.

Interrogado sobre el Programa de Seguridad Nacional 2014-2018 que prevé la permanencia de la fuerza militar en el combate a las organizaciones delictivas, el también coordinador de los diputados federales del PRD puntualizó:

"Sería muy difícil pensar en este momento en retirar a la Marina y a las Fuerzas Armadas de la atención al problema de la inseguridad y la violencia, prácticamente, yo digo, imposible. Sí se cuestionó mucho, pero la realidad nos dice otra cosa: las instituciones civiles no han alcanzado la fortaleza para hacerle frente a un problema tan delicado como es el tráfico de drogas, de personas, y todo lo que implican los hechos vinculados con la delincuencia organizada".

En conferencia de prensa, Aureoles sostuvo que el personal castrense deberá en algún momento volver a sus actividades ordinarias, pero por ahora es preciso mantenerlas en el apoyo a las instituciones de seguridad.

"Hoy por hoy, difícil pensar en alcanzar seguridad y estabilidad en el país sin la presencia de la Marina y el Ejército", insistió.

El Programa de Seguridad Nacional 2014-2018 publicado en el Diario Oficial de la Federación el pasado 30 de abril establece que el gobierno de Enrique Peña Nieto no sólo prevé sostener el combate a la delincuencia organizada, sino también desplegar elementos militares para reducir la violencia y garantizar la paz social en regiones específicas del país.

De acuerdo con el documento que dio a conocer este lunes MILENIO Diario, el entrenamiento, la disciplina, la inteligencia, la logística y capacidad de fuego del Ejército y la Marina representan "un cimiento sobre el que debe apoyarse el Estado frente a grupos delictivos organizados que cuentan con gran poder económico, armamento y presencia territorial".

Al respecto, el michoacano Silvano Aureoles sostuvo que en ese punto no existe más opción.

"No hay alternativa, sinceramente se los digo, y pensar en retirar a la Armada o al Ejército de la atención a este problema sería altamente riesgoso y, si ustedes revisan las mediciones, el porcentaje de ciudadanos que quieren que esté la Marina y el Ejército brindando seguridad es altísimo".

Reconoció avances de la Policía federal en el combate a la delincuencia organizada, pero estimó que aún falta mucho tiempo para consolidar las capacidades de la fuerza policial, que difícilmente puede hoy enfrentar con 35 mil elementos la magnitud del problema.