Congreso tiene última palabra en reforma energética

El presidente Enrique Peña indicó que está en manos de los legisladores encontrar los puntos de coincidencia entre las diferentes propuestas.

Ciudad de México

El Congreso decidirá qué reforma energética tendrá el país, afirmó el presidente Enrique Peña Nieto durante su participación en el The Economist México Summit 2013.

El mandatario destacó que durante los primeros 11 meses de su gobierno se han logrado reformas importantes en materia educativa, de telecomunicaciones y competencia económica, pero entre los grandes pendientes está la energética.

Señaló que la naturaleza fue generosa con México en materia de recursos energéticos, por lo que ahora "la política también debe acompañarle para que México pueda aprovechar de manera exitosa, suficiente, su riqueza".

"De no convertirnos en un país que explote de manera más amplia y racional, y que dé condiciones de mayor competitividad por la oferta de recursos energéticos, México perderá competitividad" y las inversiones productivas podrían migrar a  Estados Unidos, pues se está convirtiendo en una potencia mundial en esta materia, advirtió.

"Ésta en ellos (los legisladores) definir cuál es el punto de conciliación que hay entre las diferentes propuestas".


Reconoció que el país ya se ha rezagado respecto a otros países, como Brasil y Colombia, donde "prácticamente duplicaron la explotación y niveles de extracción petrolera modificando su andamiaje jurídico".

Indicó que en la iniciativa que presentó su gobierno existen premisas fundamentales que deberán de observarse.

"Primero, la rectoría del Estado mexicano, la propiedad del Estado mexicano sobre los hidrocarburos, condición que no será afectada ni habrá de cambiar. Pero establece también o propone nuevos mecanismos para la explotación de los recursos energéticos del país", sostuvo, ya que México no puede ser omiso ante el nuevo mapa energético que se está configurando en el mundo.

Sin embargo, aseguró que "está en el Congreso de la Unión la definición y alcance la eventual reforma que quede aprobada. Ésta en ellos definir cuál es el punto de conciliación que hay entre las diferentes propuestas".

Confió en que el resultado final sea un andamiaje jurídico que haga de nuestro país una potencia en materia energética.