Diputados exigen a Cué sancionar a sección 22

Legisladores del PRI y el PAN solicitaron al gobernador de Oaxaca separar de su cargo frente a grupo a los maestros que tienen varado el sistema educativo en esa entidad.
Cámara de Diputados

Ciudad de México

Diputados del PRI y el PAN pidieron al gobernador de Oaxaca, Gabino Cué, aplicar las sanciones contempladas en la reforma educativa y separar de su cargo frente a grupo a los maestros de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) que tienen varado el sistema educativo de la entidad.

En entrevista los legisladores del PAN, Eufrosina Cruz y del PRI, Arnoldo Ochoa, llamaron a ese gremio a detener las acciones de violencia contra sus pares de la sección 59 y padres de familia que han encabezado las clases tras su ausencia de las aulas.

La panista oaxaqueña aseguró que tanto la Secretaría de Educación Pública (SEP) y el Instituto Estatal de Educación de Oaxaca, deben atender las demandas de los padres de familia y dotar de las herramientas necesarias para la enseñanza a los integrantes de la sección 59.

Apeló a la sensibilidad de los líderes de la sección 22, que encabeza Rubén Núñez, a no amedrentar a los maestros y profesionistas que dan clase en el estado.

"Más que el tema del gobernador, es un tema de los líderes sindicales la sección 22 que ha vivido de ese conflicto, no es un tema de maestros sino de los lideres y la SEP y el IEEP se tienen que poner de acuerdo y aplicar la ley", dijo.

Cruz acusó que la sección encabezada por Núñez transgrede la educación del estado, toda vez que de los cinco días efectivos de clase a la semana, éstos acuden únicamente a tres.

Por otro lado, el secretario de la Comisión de Educación de la Cámara de diputados, Arnoldo Ochoa, censuró la violencia con la que se dirigen los grupos de la sección 22 contra padres de familia y profesionistas voluntarios que dan clase.

Pidió a Cué ponderar la aplicación de la reforma educativa porque esto le dará autoridad moral y política para el mejoramiento del sector en el territorio oaxaqueño.

"El gobernador debe de ponderar que no haya violencia, que se llegue a los acuerdos de manera pacífica entre padres familia e integrantes de la sección 22. Lo mejor es el respeto irrestricto a las reformas constitucionales de los artículos 3° y 73, y a sus leyes reglamentarias, en la medida que se respete la reforma educativa se evitarán conflictos y problemas.

El respeto a la ley les dará autoridad moral y política (al gobierno de Cué) para sacar adelante la reforma educativa", refirió.