Diputadas y regidoras denunciarán a Pezina ante la CEDH

Legisladoras del Partido Acción Nacional solicitarán además la destitución del regidor priista ante la Comisión de Honor y Justicia del Ayuntamiento por el supuesto comentario "misógino" que hizo.

Monterrey

Diputadas locales y regidoras de Monterrey del Partido Acción Nacional cuestionaron el presunto comentario "misógino" del regidor priista, Arturo Pezina Cruz, y anunciaron que presentarán una denuncia ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

En rueda de prensa en el Congreso del Estado, informaron, además, que solicitarán su destitución ante la Comisión de Honor y Justicia del Ayuntamiento.

"Con objeto de modificar estereotipos que discriminan y fomentan la violencia de género, el grupo de regidores del Partido Acción Nacional presentaremos las quejas correspondientes tanto en la Comisión Estatal de Derechos Humanos, y una denuncia solicitando su destitución del cargo ante la Comisión de Honor y Justicia del Ayuntamiento del municipio de Monterrey por las lamentables declaraciones del regidor del PRI", declaró la edil Sandra Saucedo.

Las diputadas comentaron que les informaron que este tipo de "maltratos" se han venido dando en la presente administración municipal por parte de los ediles del PRI, señalando específicamente a Arturo Pezina y al coordinador Eugenio Montiel.

Incluso, pidieron al regidor Pezina que aclare si el comentario lo hizo a título personal o le marcó la línea el Partido Revolucionario Institucional.

"Las constantes descalificaciones de las que somos objeto por parte de los regidores del PRI, Eugenio Montiel Amoroso y Arturo Pezina Cruz, nos han llevado a sentar un precedente con la única finalidad de que estos hechos lamentables y vergonzosos no sean un mal ejemplo para nuestra sociedad; tengan la seguridad que no es una simple presunción, se cuenta con el sustento legal de nuestras afirmaciones", dijo la edil panista, Paola Mata.

Esta postura de mujeres panistas se deriva de un comentario que el regidor Pezina hizo el jueves en sesión de Cabildo, donde las regidoras dijeron que había sido con sentido misógino, sin embargo, los priistas expresaron que fue todo lo contrario, en defensa de mujeres que aspiran a puestos públicos derivado de una iniciativa para que el 50 por ciento de los cargos públicos los ocupen la personas del sexo femenino y 50 por ciento del masculino.