Detienen a tres más por el caso Iguala; dos, por asesinato

Policías municipales presuntamente entregaron a los 43 a los ahora detenidos, informa el comisionado nacional de Seguridad, Renato Sales.
El funcionario federal aseguró que la investigación no se ha cerrado y que van por la ruta correcta.
El funcionario federal aseguró que la investigación no se ha cerrado y que van por la ruta correcta. (Octavio Hoyos)

México

El comisionado nacional de Seguridad, Renato Sales Heredia, informó que fuerzas federales detuvieron en Iguala, Guerrero, a tres integrantes del grupo delictivo Guerreros Unidos que presuntamente participaron en la desaparición de los 43 alumnos de la normal rural Raúl Isidro Burgos, el pasado 26 de septiembre de 2014.

En conferencia de prensa, reveló que estas personas recibieron esa noche directamente de los policías municipales de Iguala y Cocula a los jóvenes, incluso uno de ellos fue quien desolló al menor Julio César Mondragón Fontes.

Los detenidos, Bernabé Sotelo Salinas, de 28 años; Cruz Sotelo Salinas, de 19 años, y Mauro Taboada Salgado operaban en la entidad y ya forman parte de los 113 detenidos y 131 consignados por el caso Ayotzinapa, del cual quedan pendientes por ejecutar varias órdenes de aprehensión, principalmente, la de Gerardo Flores, jefe de la policía municipal de Iguala.

Sales Heredia relató que, de acuerdo con las investigaciones, los hermanos Sotelo Salinas recibieron a los jóvenes por parte de elementos de la policía municipal de Iguala.

Autoridades federales detallaron a MILENIO que Bernabé Sotelo, alias el Peluco o el Botitas, citado en la declaración de El Chereje como uno de los que recibió directamente a los normalistas de Ayotzinapa de manos de los policías municipales de Iguala y Cocula, reconoció al ser presentado ante el MP que fungía como sicario de Guerreros Unidos, que cobraba 7 mil pesos mensuales y que directamente le tocó someter y privar de la vida a cuando menos dos de los 43 normalistas, a los que disparó con un arma en el basurero de Cocula "para luego amontonarlos sobre las llantas e iniciar el fuego".

Por lo que hace a Taboada Salgado, Sales Heredia narró que, de acuerdo con la declaración de Gildardo López Astudillo, El Gil, "sería otro de los directamente relacionados con el homicidio de Julio César Mondragón, acontecido el 26 de septiembre de 2014".

"Están absolutamente vinculados con el tema, ellos reciben por parte de la policía municipal de Iguala a los 43. La participación está claramente acreditada en función de las declaraciones que obran en la causa", afirmó.

Al momento de la detención, hecha por efectivos de la Policía Federal, Bernabé Sotelo Salinas llevaba consigo una maleta que contenía un arma larga, con cargador abastecido de 20 cartuchos útiles, mientras que los otros dos portaban un arma corta en la cintura.

El funcionario federal presentó las fotografías de los detenidos, con el propósito de que si son reconocidos por la ciudadanía como autores de otros hechos delictivos, sean denunciados al número telefónico 088.

Los presuntos culpables fueron trasladados a la Ciudad de México y puestos a disposición del Ministerio Público adscrito a la subprocuraduría de Derechos Humanos, Prevención del Delito y Servicios a la Comunidad de la PGR donde existen investigaciones en su contra.

Indicó que de acuerdo con el protocolo vinculado con estos temas, se informó en primer término a los familiares de los 43 desaparecidos.

"Con estas detenciones redondeamos la cifra a 113 detenidos vinculados con estos lamentables hechos. También tenemos la cifra de 131 consignados", puntualizó.

Sales Heredia informó que las investigaciones arrojan imputaciones "lo suficientemente claras" para proceder a la captura de estos sujetos, sobre los que ya obraban órdenes de presentación y detención.

"La investigación no se ha cerrado, vamos por la ruta correcta, se seguirá investigando. Estamos trabajando aún en el tema", enfatizó.

Claves
Niega violación

  • Sales Heredia dijo que durante la detención de la diputada local Lucero Guadalupe Sánchez López no se violó ninguno de sus derechos humanos y negó que haya sido amagada o encañonada.
  • “Puedo decir claramente que no hay ninguna violación a los derechos humanos de la diputada, que como se sabe se procederá a dar curso de procedencia correspondiente”, mencionó en el mensaje en el que dio a conocer la captura de tres presuntos involucrados en la desaparición de los 43 normalistas.