Critica Junta Local del Instituto Federal Electoral creación del INE

No establece claramente el cómo, cuándo, por qué y quién de las elecciones locales, lo cual redundará en baja efectividad de la regulación electoral, opinan

Tlaxcala

A través de una misiva, la Junta Local del Instituto Federal Electoral (IFE), aseguró que la minuta de reforma electoral carece de un modelo de institución electoral, lo cual genera incertidumbre sobre la capacidad de mantener altos estándares en la realización y regulación de los procesos electorales.

"La minuta contiene múltiples imprecisiones y poca claridad respecto a la división de competencias y facultades del Instituto Nacional Electoral (INE) y de los órganos electorales locales. Esta falta de certeza en la distribución de competencias podría poner en riesgo la operación de las elecciones mexicanas".

Señaló que la certidumbre respecto a las competencias en materia electoral y la implementación de las reglas de las elecciones han permitido el fortalecimiento paulatino y continuo del régimen electoral mexicano desde hace más de dos décadas.

Con base en lo anterior, la junta local que encabeza Marcos Rodríguez del Castillo citó que esta certeza inicia en el texto Constitucional, el cual no debe ser fuente de vulnerabilidad jurídica para partidos y ciudadanos.

"La minuta propone que el INE asuma y delegue funciones a los institutos electorales estatales sin establecer las definiciones mínimas para su ejecución, los criterios temporales, presupuestales o causales para que la función sea llevada a cabo por el instituto nacional o un órgano local".

Es decir, agregó no establece claramente el cómo, cuándo, por qué y quién de las elecciones locales, lo cual redundará en baja efectividad de la regulación electoral, desconfianza y un vacío de legitimidad en la renovación de poderes locales, que además afectaría gravemente a las elecciones federales.

Sostuvo que se perfilan conflictos competenciales entre los órganos locales y el INE derivados de la contradicción entre la autonomía, establecida en la Constitución, de los organismos locales frente a las facultades del INE que se haría cargo de un servicio profesional nacional.

Y desde luego elegiría a los integrantes de los consejos locales y determinaría lineamientos y reglas en la preparación de la jornada electoral, refirió.

Subrayó que la falta de claridad en la distribución de competencias creará duplicidad de estructuras o procedimientos redundantes entre el INE y los órganos locales -incrementando el costo de los procesos electorales-.