A la Corte, diferendo surgido por coaliciones

Promoverán diputados de PRI, PT y PRD acción de inconstitucionalidad; se creó una "contradicción": Manlio.

México

Las bancadas de PRD y PT en la Cámara de Diputados anunciaron que promoverán una acción de inconstitucionalidad ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, luego de que el Senado cerró el periodo ordinario de sesiones sin aprobar las modificaciones al artículo 87 de la Ley General de Partidos respecto a las coaliciones electorales.

El líder de la bancada del PRI, Manlio Fabio Beltrones, dijo que su partido acompañará a PRD y PT en la presentación, a fin de que la Corte valide lo aprobado por los diputados.

La reforma a la ley de partidos, aprobada ayer en San Lázaro con 337 votos de todos los partidos, excepto el PAN, establece un mecanismo para distribuir equitativamente los votos obtenidos por las coaliciones electorales entre leas fuerzas integrantes, en caso de que los ciudadanos marquen dos o más emblemas de los partidos aliados, a diferencia de la ley vigente que señala que en esa hipótesis, los votos cuentan para los candidatos, pero no para las instituciones políticas.

Dicha modificación impacta en el reparto de posiciones plurinominales, así como en los recursos que son entregados a los partidos.

El artículo 311 de la Ley General de Ley Instituciones y Procedimientos Electorales prevé ya lo que la Cámara de Diputados precisó en el artículo 87 de la ley de partidos, pero que los senadores dejaron en suspenso.

Beltrones señaló que existe una inconstitucionalidad, porque "hay dos leyes que se contradicen, lo que se llama jurídicamente la antinomia y cualquier recurso que se presente ante la Suprema Corte de Justicia dará la razón a la modificación que hemos hecho en la Cámara de Diputados".

Es decir: "El Senado cerró sin aprobar lo avalado por los diputados... eso hace que se siga el Plan B, ir a la Corte para que resuelva esa antinomia".

Al preguntarle quien presentará el recurso, dijo que pueden ser varios actores que están legitimados: "Una tercera parte de la Cámara de Diputados o el Senado o los partidos".

Dijo que el PRI acompañará al PRD y al PT en este recurso ante la Corte, "y creo que lo lógico, lo atendible es que nosotros vayamos en el sentido de nuestro voto y nuestro voto fue por la modificación, de tal suerte que no tenemos ninguna reserva en acompañar a las otras bancadas en este recurso ante la Corte".

En tanto, el coordinador de los perredistas, Silvano Aureoles, dijo que los senadores "quedan como una Cámara poco seria cuando estamos discutiendo temas muy relevantes. El Senado se apresura a cerrar la sesión extraordinaria cuando la minuta iba en camino para ser entregada".

Asimismo sostuvo que el PAN "le tomó la medida al PRI y al gobierno. Todo el tema es la reforma energética. Pero yo creo que este país, a estas alturas de las circunstancias, no debe moverse sobre la lógica del chantaje y se me hace muy chiquito que el gobierno y el PRI cedan a la presión del PAN".

A su vez, el coordinador de la bancada panista, Luis Alberto Villareal, consideró que "era rudeza innecesaria forzar la máquina, hacer una modificación sobre una ley que penas aprobamos en mayo" y se limitó a señalar que los partidos pueden promover cualquier recurso jurídico que deseen.

Además, dijo que las demás fuerzas políticas buscaron defender sus prerrogativas sobre el interés ciudadano y señaló que el PAN, en este momento, no tiene ánimo de dialogar. "No estamos en disposición en este momento de avalar dictamen alguno en materia energética, siempre hemos estado abiertos al diálogo, pero por lo pronto no estamos en disposición de cerrar un dictamen que permita que haya reforma energética, vamos a seguir dialogando y en su momento veremos si esto se puede mejorar y componer.

En tribuna, el perredista Fernando Belaunzarán manifestó su indignación por el cierre de la sesión en el Senado y dijo que "el chantaje tuvo efectos, pero más allá de eso, más allá de esa cuestión política es una tremenda falta de respeto a esta Cámara de Diputados que nos traten de esa manera. No somos oficialía de partes. No somos simplemente avaladores de lo que aprueben los senadores".

Acuerdo vergonzoso

"En los hechos el PRI aceptó el chantaje del PAN. Es otro de los chantajes del PAN al gobierno y al PRI", acusó el coordinador Miguel Barbosa, quien desde mediodía había ventilado junto con senadores de su bancada que el gobierno había operado directamente para que esa reforma, que permitiría las coaliciones y que los partidos pudieran transferirse votos entre sí en una elección, saliera de San Lázaro, pero quedara atorada en el Senado.

El PRD hizo también la denuncia en tribuna y sostuvo, en voz de Barbosa, que se trata de uno más de los acuerdos vergonzosos y oscuros del PRI con Acción Nacional y pidió el pleno votar si quería cerrar el periodo sin terminar de debatir los temas incluidos en la convocatoria.

Con 64 votos de PAN y PRI, el pleno resolvió dejar para otra ocasión la reforma que Acción Nacional rechazó, mientras que los senadores del PVEM se ausentaron del salón y el Partido del Trabajo se abstuvo, por lo que los votos perredistas y el del panista Ernesto Cordero fueron insuficientes para concluir con todos los temas del periodo.

Cuestionado sobre esta decisión de cerrar, el priista y presidente del Senado, Raúl Cervantes, declaró que la clausura fue una decisión del pleno a propuesta del PRD, lo que motivó que Barbosa acudiera a la sala de prensa para tronar contra el abogado tricolor.

Poco después del mediodía, en conferencia de prensa Barbosa y el senador Alejandro Encinas revelaron que había un acuerdo para que en el periodo extraordinario solo se aprobaran los cambios al Estatuto de Gobierno del Distrito Federal, el retiro de los haberes a los magistrados electorales y los cambios al capítulo de delitos electorales, pero ya no los cambios al artículo 87 de la Ley de Partidos que Acción Nacional objetó al amagar que si se aprobaban no regresarían ni en septiembre a la reforma energética.

Barbosa aseguró que este acuerdo representaba un nuevo chantaje del PAN al PRI para poder sacar adelante la reforma energética.

Al reanudarse la sesión, el presidente Cervantes argumentó que el artículo 176 del reglamento permite clausurar un extraordinario cuando el pleno así lo determine, luego de mandar a las comisiones de Reforma del Estado, Gobernación, Justicia y Estudios Legislativos el dictamen remitido por la Cámara de Diputados.

Barbosa pidió hacer uso de la tribuna para pedir que se abriera el tablero y que por votación nominal se decidiera la clausura.

Desde la tribuna cuestionó que se ponga en duda la dignidad del Senado, al señalar que lo que están exhibiendo PRI y PAN es "la relación de impudicia que ya tienen para simplemente hacer trueques, trueques por las leyes secundarias de la reforma energética, monedas de cambio, chantajes, condicionamientos".

Reclamó que el Senado sea rehén de una fuerza política, que se impone a los deberes legislativos. "¿Por qué no lo paran en Cámara de Diputados? ¿por qué quieren dejar a salvo el prestigio de la Cámara de Diputados y que carguemos como institución la decisión de cerrar este periodo sin desahogar este asunto?".

No hubo respuesta y tanto panistas como priistas se aprestaron a salir presurosos del salón de sesiones, en tanto que en entrevista Cervantes dijo que el tema no está cerrado porque se turnó a comisiones, aunque Barbosa recordó que si no hay reforma antes del 30 de junio ya no aplicará para estas elecciones.

Con información de: Angélica Mercado y Omar Brito