Compromisos del Pacto por México siguen vigentes

El secretario de Gobernación y los líderes de PRI, PAN y PRD se declaran listos para dialogar y cumplir con los acuerdos pendientes, aun en instancias diferentes como la Cámara de Diputados y el ...
Renán Barrera, Leticia Quezada, Miguel Ángel Osorio Chong y Bárbara Botello.
Renán Barrera, Leticia Quezada, Miguel Ángel Osorio Chong y Bárbara Botello. (René Soto)

México

El PRD se dijo dispuesto a dialogar con las demás fuerzas políticas las leyes secundarias que se discutirán en las cámaras, aun sin Pacto por México, al señalar Jesús Zambrano que van por acuerdos que sirvan al país, sin que ello signifique que las reformas por venir sean moneda de cambio para frenar la consulta en materia energética.

En el mismo sentido, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y los presidentes de PRI y PAN, César Camacho y Gustavo Madero, dijeron que están listos para cumplir con los compromisos que quedaron pendientes en el Pacto por México, aun en instancias diferentes como serían las cámaras del Congreso de la Unión.

Ante los alcaldes de diversos partidos y estados del país, el priista César Camacho subrayó que mientras haya compromisos por resolverle a los mexicanos, debe imperar la actitud pactista a fin de perfeccionar la democracia.

Ofreció que el PRI está dispuesto a honrar los compromisos pendientes de la agenda de 95 temas suscritos en el Pacto por México, por ello el reto de construir acuerdos está vigente para sacar adelante reformas como la del Distrito Federal "lo antes posible", aprovechando la inercia transformadora.

En entrevista, Camacho añadió que la voluntad del PRI es honrar los pendientes y dijo que lo hará en una mesa formalmente llamada Pacto por México o en las cámaras, que es el espacio natural de discusión en un sistema republicano.

En tanto, el perredista Zambrano celebró que el PRI mantenga firme su compromiso con los acuerdos, al acusar que el Pacto dejó de funcionar como tal porque la diferencias visibles trastocaron las bases del régimen republicano.

Sin embargo, expresó la voluntad del PRD de dialogar y construir acuerdos que sirvan al país.

En entrevista, abundó que "la voluntad de construir acuerdos sigue vigente porque hay cosas que quedaron pendientes y aunque el Pacto por México está agotado, serán otros los mecanismos que pondremos por delante para que se saquen las reformas pendientes y no se atropelle el proceso legislativo".

Pero advirtió que ninguna reforma será "moneda de cambio" por la consulta popular en materia energética, al subrayar que ahí existe una clara diferencia.

Sobre el ofrecimiento de gobierno y PRI de sacar adelante la reforma del DF, Zambrano estableció que el diálogo no está roto y es positivo que se hayan refrendado muchas de las cosas "que en su momento identificamos como coincidencias".

En su turno, el panista Madero dijo que el Pacto por México es una agenda de compromisos que sigue vigente y debe continuar en el formato que sea para honrar los acuerdos pactados.

Añadió que el periodo legislativo será muy intenso y Acción Nacional vigilará que la esencia y el alma de las reformas aprobadas en el pasado periodo no se pierdan.

De su parte, el secretario de Gobernación consideró positivo que los partidos hayan refrendado que los compromisos construidos en el pacto siguen vigentes y dijo que "por eso es que entonces la mejor posibilidad es continuar hacia adelante, independientemente del nombre o la denominación, es cumplir con todo lo que se había establecido. Se ha logrado un gran avance, pero si hubiera necesidad de hacer un impasse en alguno de los temas, en lo que podríamos continuar ahora, es en ayudar a las leyes secundarias que se han inscrito también y que son tan importante como las reformas que se en su momento se dieron en 2013".

Tras lo cual ofreció que, ahora sí, el gobierno empujará la reforma del Distrito Federal, "porque se lo merece".

Arrancan trabajos

El Senado y la Cámara de Diputados comienzan hoy ante el pleno el periodo ordinario de sesiones, donde habrán de discutirse al menos 85 reformas en la Cámara alta y 50 en San Lázaro.

Las reformas que tienen plazo para ser aprobadas son la energética, cuyos artículos transitorios establecen fechas para echar a andar la entrega de contratos, definir el fondo petrolero y otros.

La de telecomunicaciones, que debió aprobarse el año pasado para dar cumplimiento al Ifetel; mientras que la reforma político-electoral tiene que estar lista antes de que comience el año electoral en octubre.