CNTE negocia el aumento de los jornaleros de San Quintín

El secretario general de la sección 22 de la CNTE, Rubén Núñez, acompaña a los líderes jornaleros del Valle de San Quintín en la reunión de esta tarde con autoridades y empresas.
Los jornaleros del Valle de San Quintín iniciaron un paro laboral el 17 de marzo. Piden un salario mínimo de 300 pesos.
Los jornaleros del Valle de San Quintín iniciaron un paro laboral el 17 de marzo. Piden un salario mínimo de 300 pesos. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación apoya en la negociación de un mejor salario y condiciones laborales a los jornaleros del Valle de San Quintín en Baja California.

El secretario general de la Sección 22 de CNTE, Rubén Núñez, viajó a Baja California para apoyar a los jornaleros en sus movilizaciones y negociaciones por mejores prestaciones y un aumento salarial.

"Está aquí, hoy se acaba de integrar el secretario general de la Sección 22 del estado de Oaxaca, se dieron cuenta de este movimiento y vienen para solidarizarse con este movimiento de los jornaleros", confirmó el profesor Fermín Salazar, uno de los voceros de los jornaleros de San Quintín.

Los jornaleros del Valle de San Quintín están en paro desde el 17 de marzo, exigen prestaciones de ley y un salario mínimo de 300 pesos diarios.

Esta tarde cuatro líderes de los jornaleros se reúnen con autoridades federales, estatales, municipales y con representantes de las empresas.

"Ya estamos reunidos nada más falta el representante de las empresas y algunas autoridades del mismo gobierno. Estamos listos, preparados y esperando", dijo Salazar.

El vocero de los jornaleros confirmó que entre las peticiones que harán está el aumento de sueldo pero también mejores condiciones y salarios para los jornaleros contratados por actividad.

"Seguimos con los 300 pesos de salario diario, que se pague a 30 pesos la caja de fresa. Se está pidiendo que se paguen los domingos, los días festivos. Todas las prestaciones de la Ley Federal del Trabajo. Las jarras de mora a 17 pesos, el bote de tomate a 8 pesos. La gente que trabaja por tarea, queremos que se pague lo mejor. No solamente el salario de 300", dijo.

Explicó que actualmente se paga muy poco por jarra, bote y caja de los productos que se cosechan.

Por ejemplo, dijo, la jarra de mora se paga a 6 pesos y "queremos que se pague a 17".

Dijo que al día, se pueden juntar hasta 18 o 20 jarras de mora, por lo que esos jornaleros contratados por tarea ganarían más de 300 pesos diarios.

Salazar es el único de los cuatro voceros de los jornaleros (Fidel Sánchez, Bonifacio Martínez, Justino Herrera y Fermín Salazar) que no se dedica a esta labor. Él es profesor de primaria, originario de Oaxaca, pero como ha vivido más de 30 años en Baja California y viene del campo se unió al movimiento.

"Yo soy profesor de primaria, pero vengo de los campesinos, conozco al situación pro eso es que me solidarizo totalmente y soy uno de los voceros de los jornaleros. Yo soy del estado de Oaxaca. Llevo más de 30 años viviendo en Baja California. Soy parte de este movimiento porque vivo las injusticias. Siento el dolor que tienen los trabajadores agrícolas. Yo también fui campesino", dijo.

De acuerdo con Salazar, si logran el aumento estarían beneficiando alrededor de 80 mil trabajadores en San Quintín.

A la reunión, que se realiza en el restaurante Santa Isabel en San Quintín asisten también observadores del Movimiento César Chávez de Estados Unidos.