Beltrones pide a CNTE que permita las elecciones

El líder de la bancada del PRI en la Cámara de Diputados pidió a los maestros que se manifiesten de forma pacífica y que dejen que los comicios se realicen el siete de junio.
Manlio Fabio Beltrones, coordinador de la bancada del PRI en la Cámara de Diputados.
Manlio Fabio Beltrones, coordinador de la bancada del PRI en la Cámara de Diputados. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

El coordinador del PRI en la Cámara de Diputados, Manlio Fabio Beltrones, convocó a la disidencia magisterial a desistir de la violencia y permitir la celebración de las elecciones el próximo domingo, pues advirtió que “aquí y en el mundo, las mayorías deben ser las que manden”.

Interrogado sobre los ataques de los activistas de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) a las sedes del INE en cinco estados, particularmente en Oaxaca, Beltrones puntualizó:

“México no puede dejar de ser democrático y las elecciones son la base y sustento de un país democrático. Si quieren cambiar a Oaxaca o si quieren cambiar a cualquier otro estado, aquellos que actuaron con violencia que piensen que la mejor forma de hacerlo, o la más civilizada, es dejando que se celebren las elecciones y que se tomen las decisiones”.

Sostuvo que el gobierno federal ha hecho lo necesario y ha demostrado su voluntad para garantizar elecciones en paz y tranquilidad el próximo 7 de junio, “no ha regateado esfuerzo alguno, ni ha dejado de asistir a las negociaciones que sean necesarias para que eso sea posible”.

“Hay un gobierno que ha sido tolerante, en absoluto, totalmente, de tal suerte que la misma tolerancia debería ser obsequiada con tolerancia por la otra parte; de no ser así, tendremos que seguir la ruta de cumplimiento de nuestras obligaciones constitucionales, y ahí está la evaluación para que se lleve a cabo”.

Respecto a la suspensión indefinida de las evaluaciones docentes, el también presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados subrayó que se trata de una medida temporal, no definitiva, pues constituye un mandato de carácter constitucional.

“Creo que la evaluación tendrá que ser un hecho hoy, mañana y siempre. Es una decisión que se ha puesto en la Constitución y en la ley, de tal suerte que una suspensión temporal no significa que se lleve a cabo de manera definitiva. Estoy seguro que sin evaluación no podremos garantizar la calidad de la educación”, remató el legislador.