Basave y Anaya negociarán alianzas en Tlaxcala y Puebla

El presidente nacional del PRD, Agustín Basave, dijo que hablará con el líder panista, Ricardo Anaya, y advirtió que si no va la alianza en Tlaxcala no va la de Puebla.
Álgel Ávila, Agustín Basave y Beatriz Mojica.
Álgel Ávila, Agustín Basave y Beatriz Mojica. (Cortesía PRD)

Ciudad de México

Agustín Basave buscará negociar aún con el dirigente del PAN, Ricardo Anaya, las alianzas en Tlaxcala y Puebla, pese a las diferencias que genera al interior del PRD la posibilidad de concretar un acuerdo electoral en ese último estado.

En tanto, integrantes del Comité Ejecutivo Nacional del PRD opinaron que la renuncia de Basave quedó superada por ahora.

Su dimisión sería muy lamentable, pero "afortunadamente ya quedó superado, sostuvo el secretario de Asuntos Políticos Estratégicos del PRD, Alejandro Sánchez Camacho.

En su opinión, la renuncia de Agustín Basave dejaría al partido sostenido de alfileres y al borde del descarrilamiento, pero dijo que al acuerdo alcanzado esta madrugada en el Comité Ejecutivo Nacional permite que el dirigente nacional se mantenga en su cargo.

"Se va procesando con serenidad y se aprobaron por la madrugada las alianzas amplias en Oaxaca y Veracruz y se definió como prioridad Tlaxcala e Hidalgo, además de Zacatecas que ya se aprobó y se continúa el proceso de negociación con el PAN y queda la negociación en un estado muy complicado como es Puebla", dijo.

El presidente del Consejo Nacional del PRD, Ángel Ávila dijo que por ahora no está prevista la convocatoria a dicho órgano, en tanto que el Comité Ejecutivo Nacional se encuentra en sesión permanente a la espera del contacto que sostengan Basave y Anaya.

Agustín Basave dejó ver que su renuncia no es definitiva, toda vez que el CEN ratificó su interlocución con el dirigente nacional del PAN, ante quien deberá plantear que para el PRD es prioridad el estado de Tlaxcala, como lo es Puebla para el blanquiazul y si no sale uno, no saldrá el otro.

"Se está superando el diferendo, no puedo decir que definitivamente eso quedó atrás pero sí puedo decirles que estamos avanzando. Quedan ciertas lastimaduras después de los desencuentros y vamos a ver si se pueden limar esas asperezas en aras de la unidad del partido", dijo esta madrugada sobre su carta de renuncia y explicó que su ratificación como conductor de la negociación de las alianzas ya se subsanó.

"Tengo que hablar con mi contraparte del PAN, lo haré con la secretaria general y alguien más. Vamos a ver qué dice el PAN. Ellos no esperaban que aprobáramos primero dos estados y luego otros dos, esperaban que fuera en paquete y esperemos que lo acepten. Tendremos que procesar adentro y afuera con el PAN, eso sí, si no va Tlaxcala no va Puebla, eso es mi patria o muerte", advirtió Basave.