Congreso consuma desbandada de diputados

Eduardo Arguijo Baldenegro y Erick Godar Ureña, ambos del PRD, se mostraron en contra de la aprobación de licencias.

Monterrey

En el primer día de arranque de sesiones, el Congreso del Estado autorizó la licencia temporal de cinco diputados locales, quienes buscarán otros cargos de elección popular, hecho calificado por sus propios compañeros como una burla.

Las licencias aprobadas fueron las de los priistas: Daniel Torres Cantú, Edgar Romo García, Carlos Barona Morales, Francisco Cienfuegos Martínez, así como la de Juan Antonio Rodríguez González, del Partido Nueva Alianza.

Ahí mismo tomaron protesta a los suplentes Melva Sidya Orozco del Castillo, Mario Jesús Peña Garza, Alejandro Martínez Gómez, María de los Ángeles Rodríguez Páez, del PRI; José Antonio Saldaña Lumbreras, del Partido Nueva Alianza y Luis César Ramírez Cepeda, del PAN, quien suple a Luis Ángel Benavides Garza, a quien ya se la había avalado la licencia.

Luego del análisis hecho a los dictámenes por parte de los integrantes de la Comisión de Gobernación Organización Interna de los Poder, los legisladores votaron a favor ante el Pleno por la separación de sus curules de cinco diputados con el rechazo de Eduardo Arguijo Baldenegro y Erick Godar Ureña, ambos del PRD.

"Vamos empezando el periodo y vamos empezando mal, a quién se le ocurre venir a pedir licencia por 20 días, es una burla para las que van a tomar protesta ahorita, no sé para qué se prestan a esa maniobra, en mi rancho se llama mamar y dar tope, es decir quieren seguir cobrando y haciendo campaña a la vez.

"Ya no vuelvan, para que dejen a sus suplentes hacer su trabajo. No recuerdo de los que dicen ahí no presentaron ninguna sola propuesta, ninguna sola iniciativa de ley que valiera la pena, una vez se le ocurrió a Romo un asunto o un refrito de una iniciativa que una compañera había hecho sobre el bullying, durante más de dos años. Es una treta para cumplir que les prohíbe ser candidatos y a la vez diputados", cuestionó Arguijo.

Por su parte, el priista Ernesto José Quintanilla Villarreal solicitó la licencia por tiempo indefinido como diputado propietario del distrito local 23, para buscar por el Partido Verde Ecologista de México la alcaldía de Cadereyta.

"No estoy renunciando al PRI, es a invitación del PVEM que voy a seguir buscando el anhelo de los ciudadanos de Cadereyta", dijo.

La licencia fue turnada con carácter de urgente para su análisis a la Comisión de Gobernación.