• Regístrate
Estás leyendo: Cada 24 horas Edomex aumenta deuda en 30 mdp
Comparte esta noticia

Cada 24 horas Edomex aumenta deuda en 30 mdp

REPORTAJE

Este año la cifra registró sus indicadores más altos y llegó a 43 mil 769 millones 792 mil 226 pesos.
Publicidad
Publicidad

En 2018, la deuda del gobierno estatal ha registrado el crecimiento más alto de los últimos años, al aumentar 30 millones de pesos cada 24 horas y llegar a 43 mil 769 millones 792 mil 226 pesos actualmente. 


El primero de enero la cifra se ubicaba en 38 mil 277 millones de pesos. 


De acuerdo a los reportes del área de rendición de cuentas y transparencia de la Secretaría de Finanzas, con la última renegociación de la deuda, en 2008, el nivel de vencimiento es anual, con cifras promedio de mil 300 a 2 mil 200 millones de pesos, con lo cual terminaría de cubrirse en el año 2038, si no se aumenta el monto y se cubre puntualmente el pago de intereses. 


Los pagos de 2017
Tan sólo en 2017 estos compromisos financieras obligaron al gobierno estatal a pagar 6 mil 392 millones 945 mil 300 pesos de intereses, de los cuales 3 mil 17.6 millones correspondieron a nueve instituciones bancarias, como informaron en la Cuenta Pública del 2017.


A 10 años de la última reestructura, en la cual se fueron de UDI´s a un Fideicomiso para tener mejores condiciones, hoy buscan nuevamente regresar a ese esquema para conseguir "un trato más conveniente", aunque insisten que la deuda de la entidad no compromete las finanzas estatales. 




MILLONARIOS INTERESES 

El reporte del primer trimestre del año muestra la magnitud de los intereses que se cubren por haber pedido prestado. 


De enero a marzo pagaron 54.5 millones de pesos de capital a Bancomer, pero de intereses fueron 181.2 millones. 


Pago a la banca privada
A Banamex le dieron 133 millones y sólo 67.7 millones de capital; a Banorte 44.4 millones de capital y 257.2 millones de intereses, de manera que en total cubierto fueron 241.8 millones de capital y 663.2 millones de intereses, lo cual representó pagos diarios de 7.2 millones de pesos.


En 2017, la deuda pública del Estado de México obligó al gobierno estatal a pagar 6 mil 392 millones 945 mil 300 pesos, de los cuales 3 mil 17.6 millones correspondieron a nueve instituciones bancarias. 



De acuerdo al informe de la Cuenta Pública: 


A Banamex le pagó 553 millones de pesos 

A Bancomer 720.9

A Santander 139.9 

A HSBC 84.7 

A Banco Interacciones 65.8 

A Banorte 915 

A Inbursa 28.9 

Al del Bajío 35.9 y 

A Banobras 473.6 millones de pesos. 



Los otros 3 mil 375.3 millones corresponden a otros instrumentos de deuda, donde están contemplados diversas instancias como es la Tesorería de la Federación con 236.3 millones, pero además están Gastos y Comisiones de la Deuda, Profesionales de la Construcción Morelos, Grupo Jayan Constructores, Inova Slauffle, Construcciones Majora, Frapimex, Construcción y Señalamiento, Vías Consecionales del Norte, Constructores D´Siete, entre otros. 


Todo esto como intereses cubiertos de la deuda del sector central entre el primero de enero y el 31 de diciembre del 2017 que tiene en revisión el Órgano Superior de Fiscalización de la entidad. 


El año pasado pagaron 4 mil 46 millones 852 mil 800 pesos de los cuales 988.9 millones fueron amortización de la deuda, por lo cual al final el desendeudamiento fue de 3 mil 57 millones 888 mil 600 pesos. 





CRECIÓ MÁS CON ERUVIEL ÁVILA 

En los últimos tres sexenios la deuda del Estado de México aumentó 78.2 por ciento al pasar de 21 mil 473.7 millones en 1999 a 38 mil 277 millones en diciembre del pasado ejercicio fiscal. 


Los 10 mil mdp de Eruviel
Aunque fue con Eruviel Ávila Villegas con quien tuvo el crecimiento más alto porque en 12 años sólo había aumentado 6 mil 798 millones, pero en su gestión lo hizo 10 mil millones de pesos.


Cuando Eruviel Ávila entró al gobierno, en 2011, se debían 28 mil 271 millones pero en el año que se fue llegó a 38 mil 272 millones de pesos, luego que con Enrique Peña había logrado un desendeudamiento de 3.97 por ciento al lograr restarle mil 189 millones de pesos. 


Antes de ellos, con Arturo Montiel el crecimiento fue de 39.12 por ciento. 


El reporte del 2017 dice que contrataron créditos por 4 mil millones de pesos y lograron amortizar 988.9 millones de pesos a capital, más el pago de intereses, empezando este 2018 con una cifra de 38 mil 277 millones de pesos, pero la semana pasada el gobierno reportó un monto de 43 mil 769.7 millones de pesos en su iniciativa de reestructura. 



FINANZAS SANAS, ASEGURAN 

En la Cuenta Pública el Ejecutivo aseguró que las finanzas públicas de la entidad presentaron una situación sana y sostenible, tanto en monto como estructura gracias a un manejo responsable y diversas estrategias para obtener mayores ingresos propios a través de programas de eficiencia recaudatoria y fiscalización, así como el incrementar el uso de fuentes de financiamiento innovadoras, donde confluya la participación del sector privado y el sector público. 


Refinanciamiento
Recuerda que “el 9 de diciembre de 2004 se llevó a cabo la migración de la deuda al Fideicomiso Maestro, al sustituir el 82 por ciento del monto en UDI´s al 100 por ciento de la deuda en pesos, aprovechando las condiciones actuales del mercado y las ofertas de líneas de crédito con mejores condiciones” y se refinanció la deuda.



El 2008 


El 2 de mayo de 2008 el gobierno refinanció 25 mil 175 millones de pesos que representaban el 87 por ciento de la misma, reduciendo las tasas de interés y ampliando el perfil de amortizaciones. 

Resalta que cerraron el 2017 dentro de los límites de endeudamiento, con certidumbre a mediano plazo pues el 76.2 por ciento de sus pasivos estaban a tasas fijas. 


Y agrega que quedaron debajo de los límites, pues la Legislatura local autorizó al Ejecutivo del Estado la posibilidad de disponer un monto de 6 mil 400 millones de pesos por concepto de endeudamiento; más una cantidad que sumada a la deuda pública del gobierno, al cierre del ejercicio fiscal, no excediera del 60 por ciento de las participaciones anuales, sus ingresos propio y el importe del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas del ejercicio fiscal anterior. 


En ese año suscribió un crédito simple con la banca comercial por 2 mil 500 millones de pesos en febrero de 2017. 


Puntualizan que la deuda ha reducido su presión sobre los ingresos ordinarios. En 2010 representaba el 21.1 por ciento, pues el monto era de 28 mil 697.1 millones de pesos y las entradas del gobierno de 136 mil 236 millones de pesos. El 2017 cerró con un nivel de 16.6 por ciento, un monto de 38 mil 277.1 millones y un monto de ingresos de 230 mil 929 millones de pesos. 


Al hacer el comparativo contra las participaciones federales que recibe tampoco se considera que represente un riesgo porque equivale a 40 por ciento, al cierre del 2017, cuando en 2010 era el 59.4 por ciento, es decir que la presión bajó 19 puntos porcentuales. 


El 85.98 por ciento de la deuda está con la banca Comercial y 13.79 por ciento con la de desarrollo. 


Destaca el monto con Banorte, a quien le adeuda 12 mil 806.2 millones de pesos, es decir el 33.5 por ciento de la deuda, 8 mil 525.3 millones con Bancomer y 7 mil 196.2 millones a Banamex, es decir que con estos tres bancos tienen el 74.6 por ciento de los compromisos de pago. 


Luego están el bajío, HSBC, Santander, Inbursa, Interacciones, algunos contratistas y la banca de desarrollo. 


Asimismo, la deuda tiene vencimientos diversos que llegan hasta el 2038, tal como se pactó en 2008, sin presentar presión a las finanzas estatales. 


Por ejemplo este año sólo se deben pagar mil 83.8 millones de pesos que significan 2.8 por ciento y conforme avancen los años van aumentando los montos, con promedios que van de mil 300 a 2 mil 200 millones de pesos al año, donde la mayor carga estaría hasta el 2032 con 4 mil millones de pesos. 




LC



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.