Monreal, ¿a favor de Mando Único en CdMx?

Ciudad de México

A principio del año, cuando se trataba de presumir logros en seguridad, el delegado de la Cuauhtémoc dijo que la Secretaría de Seguridad Pública capitalina hacía un buen trabajo, pero tres meses después, Ricardo Monreal anunció que pediría al jefe de Gobierno regresar a las delegaciones el mando de las policías.

El 14 de abril de 2016, en un discurso por los primeros 100 días de gobierno, Monreal presumió que la seguridad había mejorado en la Cuauhtémoc gracias a las acciones que implementó la delegación en colaboración con la Secretaría de Seguridad Pública capitalina.

"Estas acciones se están reflejando ya en la disminución de la incidencia delictiva general en la delegación, la cual reportó una baja de 14.6 por ciento, del 1 de enero al 20 de diciembre del 2015", dijo Monreal el 14 de enero de 2016.

Dijo que aunque la seguridad de las personas es una "responsabilidad que recae esencialmente en la Secretaría de Seguridad Pública", su administración participó y colaboró en la seguridad pública de la Cuauhtémoc en coordinación con la SSP.

"La seguridad ciudadana forma parte de nuestras prioridades, la concebimos y operamos de manera integral (...) nos abocamos a diseñar e instrumentar operativos de inhibición, contención, prevención y rescate de espacios públicos; hemos realizado 12 de ellos en varias colonias, Tlatelolco, Guerrero, Santa María, San Simón, Roma Norte, Roma Sur, Doctores, Centro y otras", dijo el 14 de enero de 2016.

El 11 de abril, tres meses después de su informe, Monreal cambió de opinión sobre la seguridad en la Cuauhtémoc.

En un video en el que anuncia que pedirá al jefe de Gobierno regresar las policías a las delegaciones, Monreal dijo que los delitos en la Cuauhtémoc han ido en  umento desde hace dos años y que el delegado no tiene facultades ni recursos para "atender los reclamos de seguridad".

"Debo decir que desde el año pasado, no, ya tiene dos años, que están aumentando los delitos, el crimen, los actos delictivos, en varias colonias de nuestra delegación incluyendo la parte centro, la Obrera; el año pasado en algunos lugares de la Roma y la Condesa", dijo el 11 de abril en un mensaje en Periscope.

Monreal dijo que por la inseguridad y la falta de recursos presentará al Jefe de Gobierno una reforma que le regresen las facultades de las policías a las delegaciones, propuesta que también mandará al Constituyente de la Ciudad de México.

"La seguridad pública, como todos lo saben, no es una facultad del delegado, lamentablemente no tiene ni recursos ni facultades ni funciones (...) Por eso a la gente, los vecinos, a veces se les confunde o se le trata de tergiversar la función de la delegación, las delegaciones no tenemos el mando de la policía", dijo.


Entonces, ¿bajaron o subieron los delitos?

El delegado Ricardo Monreal se contradijo en los datos sobre incidencia delictiva en la Cuauhtémoc: primero dijo que los delitos bajaron 14.6 por ciento y luego dijo que estaban subiendo desde hace dos años, pero ¿mejoró o no la seguridad en la delegación?

Los delitos de alto impacto en la Cuauhtémoc bajaron de 2014 a 2015, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública. La delegación pasó de 84 a 83 extorsiones (-1.2%), se mantuvo sin secuestros, los robos de vehículos con violencia bajaron de 318 a 232 (-27%) y sin violencia de 818 a 621 (-24%). Pero los homicidios dolosos aumentaron 65 por ciento, de 70 a 116 de estos delitos.

Aún comparado con la incidencia delictiva de 2013 respecto a 2015, los delitos de alto impacto en la Cuauhtémoc bajaron: hubo 27 por ciento menos extorsiones, no hubo secuestros, bajó 32.1 por ciento el robo de vehículo con violencia y 41.5 por ciento el robo de vehículo sin violencia. Pero los homicidios sí crecieron: pasaron de 71 a 116 casos, un aumento de 63 por ciento.

Estos datos coinciden con las estadísticas de la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México. En 2014 hubo 4 mil 211 delitos en la Cuauhtémoc, para 2015 hubo 3 mil 616, lo que representa una disminución de 14.1 por ciento. Sin embargo, los delitos de bajo impacto en la Cuauhtémoc incrementaron de 2014 a 2015: pasaron de 22 mil 105 a 23 mil 165, lo que representa un aumento de 4.7 por ciento, según datos de la procuraduría capitalina.

La PGJDF considera como delitos de alto impacto delitos como los homicidios dolosos, violaciones, secuestros, robos con violencia y lesiones dolosas por disparos de arma de fuego y de bajo impacto delitos como los homicidios culposos, robos sin violencia, hostigamiento sexual, lesiones, daño en propiedad ajena y fraude.